La situación de Gareth Bale en el Real Madrid es francamente complicada. Cada día que pasa su salida parece más complicada, pero su continuidad solo empeora las cosas. Zidane ha decidido sentenciarle y él ha decidido no moverse, por lo que se crea un tira y afloja en el que nadie cede. John Toshack, exseleccionador de Gales, ha querido aconsejar al jugador. 

Noticias relacionadas

El que fuera entrenador del Real Madrid conoce muy bien a Bale porque lo hizo debutar con la selección nacional de su país cuando tan solo era un adolescente. Por ello, siempre le ha guardado un cierto cariño al considerarlo también como un trofeo a su labor, ya que no todos los días se hace debutar a un jugador de tan grandes dimensiones. 

Sin embargo, Toshack no se muerde la lengua a la hora de opinar de la actualidad de Bale, la cual suele pintar muy fea en los últimos años. Zidane le ha demostrado por activa y por pasiva que no cuenta con él, y este año ni siquiera las lesiones han hecho que el galés pueda salir de una convocatoria sin polémica. 

Gareth Bale durante el acto de celebración de campeones de Liga REUTERS

El técnico francés se ha encargado de que Bale tenga una participación testimonial en el equipo, especialmente en la reanudación de La Liga donde Gareth ha sido casi invisible. Solo la situación de James, que pidió no ir convocado en los últimos partidos, podría considerarse como peor

Lo que está claro es que ninguno de los dos parece dispuesto a ponerle solución. Zidane ya le ha pedido al club que venda a Bale, pero desde la entidad madridista tienen claro que no lo van a regalar. A pesar de todo, Gareth sigue siendo uno de los mejores de la plantilla y se sitúa en la escala salarial más alta del vestuario junto a Sergio Ramos, por lo que se trata de una situación delicada. 

Quien ha querido aconsejar a Bale, e incluso al propio Zidane, ha sido John Toshack, un entrenador y seleccionador que conoce bien al galés: "A menudo estas cosas pasan. Las cosas no funcionan y el entrenador tiene otras ideas en mente", decía en BBC Radio Wales. Parece una obviedad, pero es así, tan real como la vida misma. A veces un entrenador no desea a un futbolista y aunque este no lo entienda, salir es la mejor opción. 

Toshack EFE

Una relación enquistada

Toshack proseguía: "Tú debes sentarte con él y hacerlo funcionar. Pienso que debería haber algún tipo de diálogo. Deben sentarse a hablar". Quizás sea demasiado tarde para que Zidane y Bale hablen después de tantos años en los que el francés nunca ha confiado en él, ni siquiera cuando le ha visto ser clave en tres de las cuatro Champions que ha ganado en el banquillo del Real Madrid, ya fuera como primero o como segundo. 

Por todo ello, la única solución posible para el conflicto pasa porque el conjunto merengue consiga convencer a Gareth y a su agente, Jonathan Barnett, de aceptar una salida para que ambos protagonistas puedan continuar sus carreras por separado en absoluta libertad, especialmente en el caso del futbolista. 

[Más información: Zidane, un técnico 'rara avis': el único en darle dos ligas al Madrid en los últimos 17 años]