Como reconoció el propio Juanfran en su despedida del Atlético de Madrid, cuando llegó al Vicente Calderón todavía era madridista. El excanterano blanco pasó varias temporadas buscando una oportunidad en el primer equipo. El lateral coincidió el jueves en la Cadena SER con un antiguo compañero suyo, Julio Baptista.

Noticias relacionadas

El brasileño y el español repasaron uno de los capítulos más extraños de la temporada 2006/2007. "Me acuerdo de la pelea entre Robinho y Gravesen que casi se matan", afirmó el exjugador rojiblanco.

Baptista explicó todo lo que sucedió aquel día en el entrenamiento: "La pretemporada fue graciosa. Imagínate. Gravesen estaba un poco loco y Robinho le hizo una bicicleta. Él le gruñó. Luego, Robinho le hizo otra (bicicleta) y Gravesen le soltó una patada. Robinho le miró y le dio un puñetazo en el pecho... y se monta ahí un lío".

"Gravesen le quería matar. Capello les echó del entrenamiento. Mientras Robinho iba camino del vestuario, Gravesen me miró y me dijo "Lo voy a matar, lo voy a matar", detalló el brasileño, que anunció recientemente su retirada.

El episodio acabó con varios miembros de la plantilla riéndose de camino al vestuario. Roberto Carlos, Cicinho y Beckham fueron los que más se tomaron a broma el enfrentamiento. Gravesen ni siquiera llegó a comenzar la temporada.

[Más información: Sin descanso: Sergio Ramos se machaca con un impresionante método casero]