El zaguero del Real Madrid, Jesús Vallejo, a la salida del entrenamiento de este lunes en Valdebebas tuvo el gran gesto de pararse para fotografiarse con los aficionados y firmar alguna que otra camiseta. También contestó un par de cuestiones a unos periodistas que se encontraban a la salida de la Ciudad Real Madrid acerca de la situación por la que está pasando el club blanco.

Noticias relacionadas

Este 28 de octubre la plantilla que lidera Julen Lopetegui disputará el primer Clásico de la temporada, un duelo siempre ansiado por su atractivo. Uno de los interrogantes a los que ha respondido es cómo lo afrontan y si están preparados. "Sí, por supuesto. Antes tenemos este partido de Champions", afirmaba el futbolista con optimismo y ganas de recobrar la imagen goleadora que siempre les ha caracterizado.

Y es que como previa antes de viajar al Camp Nou, tienen que medirse contra el Viktoria Pilsen, un choque que servirá al grupo merengue para exhibir el juego con el que han privado al madridismo estas últimas semanas y de mejorar sensaciones antes de verse las caras con el eterno rival, el Barcelona.

La duda se cierne sobre Lopetegui

El Real Madrid recuperó el gol, después de ocho horas sin ver puerta, frente al Levante el pasado fin de semana. Sin embargo, el tanto del Marcelo contra los granotas no valió para sumar ningún punto al conjunto merengue. Sin embargo, Vallejó ha señalado que hay confianza. "Estamos todos fuertes", así contestaba el joven defensa al interrogante de cómo se encuentra el exseleccionador ante la incertidumbre del qué pasará.

Entrenamiento del Real Madrid JAVIER LIZÓN Agencia EFE

Incluso el mismo Lopetegui dejó claro en la rueda de prensa de este lunes que tal y como lleva haciendo el club desde su fundación, su única mentalidad es pelear hasta el final. "Si queréis ver un entrenador abatido, no miréis aquí. Estoy con la máxima ambición y con la ilusión de afrontar el partido. He aprendido a luchar, y lo llevo grabado a fuego. Vamos a luchar por una situación que no es la mejor, pero que tenemos tiempo para revertirla", garantizaba con optimismo y hambre de celebrar nuevas victorias.