Un momento de la intervención de Electricaribe.

Un momento de la intervención de Electricaribe.

Empresas

Cumbre por Electricaribe: Gas Natural y Colombia acercan posturas en Madrid

La gasista, dispuesta a recuperar la compañía si se garantiza la seguridad jurídica y legal.

Gas Natural y el gobierno de Colombia tratan de buscar un acuerdo en torno a Electricaribe. Aunque los contactos han sido frecuentes desde la expropiación de la filial colombiana, las posturas están muy alejadas. Sin embargo, existe la esperanza -sobre todo por parte del ejecutivo de Juan Manuel Santos- de que las aguas vuelvan a su cauce.

La última cita se produjo este jueves aprovechando la visita de la ministra de Industria, María Lorena Gutiérrez, a Madrid. Un encuentro al que acudió el consejero delegado de la gasista, Rafael Villaseca, y en el que trasladó el mensaje que ha enviado en los últimos meses: si quieren que Gas Natural vuelva a Electricaribe, hay que cambiar la Ley.

Las condiciones

Considera la compañía que se necesita un marco jurídico estable y seguro para que pueda recuperar el control de Electricaribe. En concreto, creen que es necesario que el Gobierno colombiano cambie las leyes para acabar con el fraude que acecha a la eléctrica, pero también para terminar con los impagos. No sólo por parte de usuarios privados, también de la Administración Pública dado que la ley prohíbe cortarles el suministro aunque no paguen su factura.

Esos enganches y facturas pendientes son la clave para que la eléctrica no consiga la rentabilidad. De hecho, tal y como ha publicado este periódico, los indicadores de la compañía no han mejorado tras la intervención de la Superintendencia de servicios en noviembre de 2016. Ni tampoco las cifras económicas, dado que las pérdidas se han incrementado.  

Líneas rojas que ha trasladado, una vez más, Villaseca al ejecutivo de Colombia que -por ahora- no quiere dar su brazo a torcer. Sin embargo, el tono de la ministra Gutiérrez en Madrid era más conciliador que el que ha venido empleando hasta ahora su gobierno.

Mano tendida

Aseguraba la ministra en un desayuno (horas antes de verse con el CEO de Gas Natural) que el Ejecutivo colombiano tiene “toda la disposición para encontrar caminos de solución entre las dos partes". Emplazaba, además, a una futura reunión que se celebraría en unas semanas; aunque según ha sabido EL ESPAÑOL el encuentro desarrollado en Madrid estaba programado con anterioridad a petición del Gobierno de Santos.

Y es que, según algunos medios colombianos, el ejecutivo de Colombia no ha obtenido los resultados esperados en el informe que presentó a finales de año la Financiera de Desarrollo Nacional. En él debía establecerse el marco en el que se produciría la liquidación de Electricaribe y posterior venta del servicio a un nuevo operador.

Los resultados de esa auditoría son un completo secreto, ya que no se han hecho públicos. Esto ha hecho que la impaciencia entre los gobernadores de las regiones afectadas por Electricaribe aumente en las últimas semanas. Teóricamente el servicio iba a ser vendido, pero aseguran que no hay compradores para Electricaribe. Algo que, por cierto, no extraña a los analistas en el mercado eléctrico colombiano.

Las elecciones, clave

Las fuentes consultadas aseguran que el servicio de la compañía es inviable en tanto en cuanto no cambien las cosas en Colombia. No hay que olvidar que Electricaribe da servicio a 2,5 millones de usuarios en las regiones más empobrecidas de Colombia. Algo que hace que el precio de venta de la energía lo establece el Gobierno. Todo ello sumado a la inseguridad a la que hace constantemente referencia Gas Natural.

La cercanía de las elecciones generales en Colombia amenaza también a Electricaribe. Los comicios son en mayo, y el Gobierno quiere tenerlo todo atado antes de esa fecha. Al menos, es lo que dice públicamente. Sin embargo, hay quien duda de que eso vaya a ser así y temen que todo se pueda retrasar para evitar problemas electorales.