El presidente de Seat, Luca de Meo, en una imagen de archivo.

El presidente de Seat, Luca de Meo, en una imagen de archivo. Alberto Estevez / EFE

Empresas RESULTADOS ENERO-SEPTIEMBRE

La facturación de Seat crece un 11% hasta los 7.255 millones de euros

La firma automovilística, propiedad del grupo Volkswagen, contabilizó un beneficio operativo de 154 millones de euros.

Noticias relacionadas

La firma automovilística española Seat, propiedad del grupo Volkswagen, contabilizó un beneficio operativo de 154 millones de euros en los nueve primeros meses del año actual, lo que supone un aumento del 12,3% si se compara con las ganancias de 137 millones de euros contabilizadas en el mismo período del año anterior.

Según informó la empresa, la evolución positiva de Seat en lo que va de ejercicio es consecuencia de la progresión financiera que está experimentando la marca, de forma que está entrando en una fase de crecimiento para entrar en "el siguiente nivel".

Mejora la facturación

La facturación de la firma con sede en Martorell (Barcelona) se situó en 7.255 millones de euros a lo largo de los tres primeros trimestres del año, lo que se traduce en una subida del 11% si se compara con los ingresos de 6.535 millones de euros de dichos meses del año precedente.

Seat destacó que los resultados positivos contabilizados hasta septiembre también se vieron afectados de forma positiva por el mayor volumen de ventas, motivada por la ofensiva de producto que está llevando a cabo la marca, así como por el aumento del margen de beneficio de los modelos vendidos gracias a la mejora del 'mix', impulsada por el Ateca.

Venta de vehículos

Entre enero y septiembre, la compañía que preside Luca de Meo comercializó un total de 354.900 vehículos en todo el mundo, un 13,4% más, mientras que su el volumen de vehículos facturados en dicho período creció un 9,1%, cifra que incluye el Audi Q3, que se produce en Barcelona.

Estas cifras son superiores a las previstas inicialmente por Seat, "gracias a la mayor ofensiva de producto de su historia", lo que ha permitido que la firma española sea una de las compañías del sector del automóvil que más crece en Europa.

Inversión en I+D

Asimismo, desde la compañía explicaron que en el tercer trimestre sus inversiones y gastos en I+D se incrementaron, al tiempo que también destinó más recursos para el lanzamiento comercial de los modelos Ibiza y Arona.

Para el cierre del año actual, la empresa española prevé consolidar la tendencia positiva que ha experimentado en los nueve primeros meses del año, al tiempo que impulsará las inversiones y las operaciones de I+D para el desarrollo de nuevos modelos