Imagen de archivo de unas gafas hechas a medida

Imagen de archivo de unas gafas hechas a medida El Corte Inglés Barcelona

Empresas IVA de las monturas

Los proveedores responden a las ópticas: "Estamos obligados a exigir las diferencias de IVA"

La Federación Española del Sector Óptico asegura que el cambio en el impuesto también ha sido problemático para los distribuidores.

Noticias relacionadas

La Federación Española de Asociaciones del Sector Óptico (Fedao) asegura que los fabricantes y distribuidores tienen la obligación de refacturar a las ópticas la diferencia del IVA. 

Como ya publicó EL ESPAÑOL hace unos días, esta diferencia en el tipo impositivo tiene su origen en la resolución de la Dirección General de Tributos. Un proveedor hizo una consulta a este organismo sobre el tipo impositivo de las monturas tras la reforma fiscal en 2014. La norma había fijado el tipo impositivo al 10%. No obstante, la Dirección General de Tributos especificó en la resolución del 26 de diciembre de 2016 que el IVA en las monturas era del 21%, una decisión que tenía carácter retroactivo desde el 1 de enero de 2015. Es decir, los fabricantes y distribuidores se veían obligados a pagar la diferencia en el IVA de los dos años anteriores.

Las ópticas, a través de la Asociación Nacional de Empresas de Ópticas y Profesionales (Aneop), creada para defender la posición de las tiendas en esta polémica, denuncia que los fabricantes y distribuidores presionan a las ópticas para hacer unos pagos que, en muchas ocasiones, no pueden afrontar. Las cuantías exigidas rondan los 10.000 euros de media.

Desde Aneop consideran injusta la decisión que obliga a las tiendas a pagar la diferencia del IVA en los ejercicios de 2015 y 2016. Por ello, ya han recurrido las facturas de los proveedores al Tribunal Económico-Administrativo Regional correspondiente.

Aneop se reunió el martes en el Senado con miembros del PP para tratar este tema. Como aseguran fuentes de la asociación, el encuentro no fue satisfactorio para las ópticas, ya que les aseguraron que "si se perdona el IVA de esos años, se corre el riesgo de que Europa sancione a España". 

Obligaciones fiscales también para los proveedores

Salvador Alsina, miembro del comité técnico de Fedao, apunta que los fabricantes y distribuidores también se han visto obligados a pagar las diferencias del IVA. "Las empresas han pagado o han acordado con hacienda las diferencias", comenta Alsina, quien añade que los proveedores llevaron a cabo este pago en la siguiente liquidación del IVA tras la resolución de la Dirección General de Tributos. 

Afirma que las facturas que ahora reciben las ópticas por parte de los fabricantes y distribuidores forman parte de la aplicación de la legalidad. "Los que están federados en la asociación han recibido las instrucciones de los asesores jurídicos para que cumplan con esta obligación", señala.

No obstante, la principal crítica de las ópticas no es el reclamo de este dinero, sino la forma en que se lleva a cabo. Desde Aneop denuncian que los proveedores presionan a las tiendas, incluso con amenazas, para que realicen los pagos. 

Sin embargo, en Fedao dudan de que haya algún tipo de presión especial. Aseguran que a los proveedores les interesa "tener una relación amplia y abierta de futuro que permita mantener las relaciones comercial como han sido hasta ahora". Aún así, recalcan que los acuerdos entre los fabricantes y distribuidores con las ópticas son individuales, por lo que no pueden conocer todos los casos. 

Alsina defiende que a nadie le debería de sorprender recibir una factura correspondiente a la refacturación del IVA de 2015 y 2016 porque "todo el sector era y es conocedor de la problemática que ha causado esta interpretación de la ley del IVA". 

Todos están de acuerdo en que es un problema

La única posición en común entre Fedao y Aneop es que la interpretación de la Dirección General de Tributos es un problema para todos. 

Aneop asegura que se trataba de una resolución sin sentido. Una opinión compartida por Fedao: "Habiendo como había dos consultas vinculantes, en las cuales se precisaban que las monturas para gafas graduadas tenían un IVA reducido, a nadie se le podía ocurrir que, sin haber cambiado la ley, la Dirección General de Tributos considerara que el IVA era del 21%". 

Así, las dos asociaciones aseguran que la responsabilidad es de la dirección general de tributos. "Esas refacturaciones, evidentemente, no hacen ningún bien a las relaciones comerciales entre las empresas", asegura Alsina. 

Desde Fedao se pusieron en contacto con la dirección general de tributos, con el secretario de estado de Hacienda, con los partidos políticos, el defensor del pueblo... para tratar de cambiar lo dictaminado en la resolución de 2016. Sin embargo, informan que "lo único que se ha conseguido es que en los Presupuestos Generales vuelva a situarse el IVA donde debería haber estado".

Fedao defiende que su postura actual, después de haber hecho todo lo que han podido, es "esperar a que se publique los Presupuestos Generales para intentar minimizar los efectos" desde 2015 hasta que se publique el cambio en el BOE. 

Mientras tanto, los proveedores siguen enviando facturas a las ópticas, quienes, a su vez, las remiten al Tribunal Económico-Administativo correspondiente. Según los datos aportados por Aneop, si esta situación no se soluciona, muchas ópticas tendrán que despedir a personal e, incluso, cerrar por estas facturas que no pueden afrontar.