El Mutua Madrid Open de Paula Badosa está siendo de quitarse el sombrero. La tenista nacida en Estados Unidos ha vencido en los cuartos de final del torneo de la capital de España a la suiza Belinda Bencic en dos sets (6-4, 7-5) y se ha metido en las semifinales. La pupila de Javier Martí hace historia en el cuadro WTA para el país ya que nunca antes una española había llegado tan lejos en esta cita y sigue completando su gran actuación en la semana en la que Madrid se convierte en capital del tenis.

Noticias relacionadas

Desde la primera ronda la jugadora nacida en Manhattan donde ha ido creciendo hasta plantarse entre las cuatro mejores tenistas del torneo y ha ido encontrando motivos para soñar con tocar la gloria en Madrid. Allí ya espera a la número uno del mundo, Ashleigh Barty, o a Petra Kvitova, que se enfrentan esta misma tarde. Reto mayúsculo para la tenista que hasta esta semana había ocupado el puesto número 62 del mundo, puesto que alcanzó esta misma temporada depués de su gran inicio de año.

Con esta será su tercera semifinal del año. A comienzos del mes de abril llegaba a esta ronda en Charleston después de que venciera precisamente a Barty en cuartos de final en dos sets. En marzo también llegó a esta ronda en el torneo WTA 250 de Lyon. Nunca había llegado tan lejos en un torneo WTA 1.000 y es que a sus 23 años parece que ha alcanzado el nivel para dar un paso adelante en su carrera. España se había quedado con ella sola como única representante, pero está superando las expectativas.

Este miércoles se deshizo de Bencic en una hora y 47 minutos de juego donde demostró que el apoyo de sus padres está siendo vital, tal y como explicó tras el partido: "Jugar en casa y con vuestro apoyo me ha ayudado a conseguir este sueño". La tenista llegó a través de una invitación del torneo y ni ella misma se cree lo que ha conseguido; "No sé qué estáis haciendo comingo aquí en Madrid", explicaba emocionada la española.

Nivel mágico

En el tercer juego del partido ante Bencic se labró Badosa tres bolas de 'break', de las que solo precisó una. Un juego en blanco al saque, con la española volcada al ataque, le puso el partido de cara. Mantuvo esa ventaja sin dificultad hasta que varios errores la sumieron en un bache que acabó con su renta para poner el cuatro iguales en el marcador. Dio entonces un paso al frente en la pista y sumó los dos siguientes juegos y con ellos el primer parcial.

La precisión de su derecha volvió a ponerla por delante en la segunda manga. Bencic, muy insegura hasta entonces, recuperó la concentración y remontó un 2-0 de Badosa hasta adelantarse por 2-3. Era la primera vez que se veía por delante en el marcador. Tras mantener una cerrada lucha hasta el 5-5, la española rompió en el siguiente juego y cerró la victoria en su segunda bola de partido.

[Más información: Garbiñe Muguruza prolonga su gafe en el Mutua Madrid Open: baja por problemas físicos]