No pudo ser. No hubo éxito completo para el tenis español en un domingo en el que se ponían en juego dos importantes torneos, el WTA 1000 de Dubái y el ATP 500 de Doha. Una doble victoria hubiera sido una forma sensacional de cerrar una semana de tenis de gran nivel de dos de los máximos exponentes del deporte nacional. 

Noticias relacionadas

Garbiñe Muguruza fue la gran agraciada del día al romper su sequía de títulos que se prolongaba durante más de 700 días. Concretamente desde el torneo de Monterrey en el año 2019. Además, la jugadora que más partidos ha ganado esta temporada en el ránking WTA, había dispuesto ya de dos opciones para llevarse algún trofeo a sus vitrinas. Finalmente, ha tenido que ser a la tercera. 

La hispano-venezolana ha cuajado un genial torneo en Dubái y ha derrotado a Krejcikova en la gran final por un marcador de 7-6 (6) y 6-3. Este triunfo supone la octava conquista de su carrera profesional y rompe una importante mala racha de derrotas en finales que sin duda dará moral Garbiñe de cara a próximos retos. Además, 'Mugu' ya puede presumir de haber reinado en una plaza de entidad en la que ninguna otra jugadora del equipo nacional había conseguido hacerlo. 

La checa Krejcikova presentó batalla, especialmente en el primer set, sobre todo teniendo en cuenta su posición en el ránking, la número 63, ya que se prodiga más en el cuadro de dobles que en el de individuales. Aún así, su participación en Dubái ha sido para enmarcar, sobre todo entiendo en cuenta que ha jugado tocada. Ya antes del calentamiento, tuvo que ser atendida por los servicios médicos al dañarse un pulgar, lo que provocó el retraso del partido. 

No empezó bien el partido Muguruza, que se empleó de una forma excesivamente agresiva, buscando continuamente el golpe ganador. Break nada más empezar, aunque pudo recuperarlo a las primeras de cambio. Garbiñe dio un pequeño salto en el marcador aprovechándose del débil saque de la jugadora checa y se fue hasta el 4-2, aunque rápidamente Krejcikova recuperó el terreno y puso las tablas en el marcador gracias a su dominio con el revés. 

Ambas jugadoras dispusieron de oportunidades para decantar la balanza a su favor antes de llegar al desempate, pero finalmente el tie-break fue inevitable. Y ahí salió a relucir la mayor experiencia de Garbiñe. La hispano-venezolana se apuntó el primer set y el resto del encuentro fue más llevadero. Krejcikova tuvo que pasar incluso por los vestuarios y protagonizó una de las ausencias más prolongadas que se recuerdan.

Cuando volvió a la pista, su rival la estaba esperando con los brazos abiertos para volver a romper a su saque. Muguruza no tuvo piedad y se marchó viento en popa a por su 18ª victoria del curso y a por su primer título en más de dos años y encima en un certamen tan valorado como el de Dubái.

La cruz para Bautista

No tuvo igual suerte Roberto Bautista que cayó derrotado por 7-6 (5) y 6-2 ante Nikoloz Basilashvili en la final del torneo de Doha en menos de una hora y media. No tuvo su día el español que terminó sucumbiendo y que no pudo repetir triunfo en la ciudad catarí para ampliar su importante palmarés. 

El jugador que acabó con Roger Federer en los cuartos de final del torneo se apuntó la primera manga en el tie-break en una primera entrega del duelo muy igualada, con los dos tenistas jugando de poder a poder y que se definió por pequeños detalles que se decantaron en contra del jugador español. 

Ya en el segundo set, Bautista perdió el brillo que venía mostrando en este principio de año y fue arrollado por un Basilashvili muy superior. Rober no pudo ampliar su legado en el torneo del halcón dorado, el cual se llevó a casa en 2019 y al que no acudió en 2020 al coincidir con la celebración de la ATP Cup. Sin embargo, y a pesar de la derrota, cierra una buena semana de tenis que le dará confianza para lo que resta en esta primera parte del curso que llegará a su final con el Master 1000 de Miami. La próxima parada será Dubái.

[Más información: Rafa Nadal rechaza una invitación para reaparecer en Dubái: "No estoy listo para jugar todavía"]