El burgalés Jesús Gómez, campeón de España de 1.500 metros en pista cubierta, repitió tercer puesto en los Campeonatos de Europa y metió a España en el medallero de los Europeos de Torun, mientras que el granadino Ignacio Fontes arribó cuarto a la meta. El noruego Jakob Ingebrigtsen, máximo favorito, doblegó con una marca de 3:37.56 al defensor del título, el polaco Marcin Lewandowski (3:38.06) y a Gómez (3:38.47), que precedió en la meta al también español Fontes (3:39.66).

Noticias relacionadas

Al menos ese fue el resultado durante algunos segundos. Poco después, Ingebrigtsen era descalificado por haber pisado fuera de calle y España sumaba instantáneamente dos medallas a su cuenta particular. Y, para colmo, Apelación recuperó el resultado inicial y dejó a España con el único bronce de Gómez.

Cuando se cumplen 14 años del histórico triplete español que obtuvieron en Birmingham Juan Carlos Higuero, Sergio Gallardo y Arturo Casado, Fontes no ha querido faltar a la cita con el podio en una disciplina que ha dado a España 23 medallas -ocho de oro- en campeonatos de Europa bajo techo (veinte en categoría masculina).

Con las estadísticas en la mano, la lucha por la medalla de oro se reducía a un duelo entre Lewandowski, tres veces campeón mundial y otras tantas europeo, de 33 años, y Jakob Ingebrigtsen, trece más joven, que venía de batir el récord continental con una marca galáctica de 3:31.80.



"Estoy en gran forma y Marcin se está haciendo mayor, casi me dobla en edad", alardeó Jakob, de 19 años después de las series del jueves. El noruego se la tenía jurada al triple campeón polaco, de 33, que en Glasgow 2019 le había impedido lograr el doblete al derrotarlo en el 1.500.

No hubo espacio para el cálculo. Lewandowski, que también dobla en Torun, tomó la cabeza en los primeros metros pero ya en la segunda vuelta Ingebrigtsen imprimió un cambio brusco y solo el polaco puso seguir su estela, mientras por detrás Gómez reducía poco a poco la distancia.

Jakob pasó el mil en 2:26.72, llevando con el gancho a Lewandowski, que no lograba reducir esos metros que le había tomado el noruego y en la recta final arrojó la toalla: mirando atrás por si el campeón español le exigía un plus, se conformó con la medalla de plata.

Fontes, campeón de Europa sub-23 en 2019, fue el mejor del grupo, progresando hasta el cuarto puesto en el esprint. El jueves ya se había ganado un espacio en las estadísticas de los Europeos en sala al acreditar la mejor marca jamás lograda en una primera ronda (3:38.68).

Tras la revisión de las imágenes, llegó la gran noticia para el atletismo español. Ingebrigtsen fue descalificado por pisar fuera de calle, Lewandowski se proclamó medalla de oro y los dos españoles subieron en el escalafón para sumar dos metales al medallero nacional. Con espera y tensión, pero con una gran recompensa tras su buena carrera. Horas después, la organización recalificó a Ingebrigtsen y recuperó la clasificación inicial. Jesús Gómez se quedó con el bronce y Fontes se tuvo que conformar con un cuarto puesto.

[Más información - España, ante el Europeo de Torun: a por las seis medallas de Glasgow 2019]