La polémica vuelve a rodear a Gerard Piqué. El jugador y su familia aprovecharon el parón liguero para desplazarse a Cantabria para hacer surf, algo que no sería noticia de no ser porque el futbolista está de baja. El central se perdió el último choque con el Barça ante el Getafe por culpa de una elongación en el sóleo de la pierna izquierda que se produjo en el encuentro frente al Athletic Club. Fue El Diario Montañés el que descubrió al futbolista y a Shakira en la playa de Oyambre.

Noticias relacionadas

Precisamente, Piqué se enfrentó al fotógrafo del periódico que les descubrió. Según el medio, el entorno de ambos trató de que se eliminasen las fotos al ser advertidos de que había instantáneas que retrataban al futbolista. "La cantante y el futbolista han disfrutado de unas breves vacaciones en Cantabria que acabaron con un altercado entre sus acompañantes y el autor de estas imágenes", dice el diario en el subtítulo de la información.

Ronald Koeman concedió el fin de semana libre a los jugadores que no se han ido al parón internacional con sus selecciones. El diario cántabro explica que el jugador y la cantante, acompañados de un numeroso grupo de personas, alquilaron una casa cercana a la playa. De hecho, días antes, la propia Shakira había compartido alguna imagen en las redes sociales junto a sus hijos, todos vestidos con atuendos para hacer surf, eso sí, sin especificar su paradero.

Este altercado acabó con que el profesional de El Diario Montañés llamó a la Guardia Civil, que se personó en el lugar para identificar a los que abordaron al fotógrafo y conocer sus versiones. Finalmente, no acertaron a borrar las imágenes de su dispositivo. El viaje por la costa cantábrica de la familia Piqué-Mebarak en busca de buenas olas no ha pasado desapercibido y también le puede traer problemas con el club.

Su lesión

El Barça no marcó tiempos en la recuperación de Piqué, pero la realidad es que se esperaba su presencia para enfrentarse al Sevilla tras el parón. Este partido también ha estado rodeado de polémica ya que LaLiga lo había aplazado en principio esgrimiendo como razón el problema con los internacionales sudamericanos que no podían llegar a tiempo. Finalmente, la jueza de competición no ha permitido que este encuentro se dispute en otra fecha.

A los jugadores con problemas físicos no se les permite hacer otras actividades mientras están de baja, algunas de ellas tampoco cuentan con la aprobación del cuerpo técnico incluso cuando están en forma ya que ponen en riesgo su integridad. El Barça seguramente tenga que dar cuenta de esta polémica, motivo por el que Piqué intentó que no fuera retratado con el traje de neopreno y encima de la tabla con su pareja. No le salió bien la jugada a Gerard Piqué.

[Más información: Piqué: "¿Mbappé? El 'Tito Floren', aunque me duela, siempre ha sido estratégicamente..."]