Aleksander Ceferin, máximo mandatario de la UEFA, ha vuelto a criticar a los impulsores de la Superliga Europea. El dirigente, durante una entrevista, ha destacado que algunos de los presidentes creadores de la nueva competición le traicionaron a nivel personal, mientras que otros simplemente se dejaron llevar. El esloveno, además, ha mostrado su confianza en que el caso ya ha acabado y que, durante mínimo una década, habrá calma en el fútbol europeo.

Noticias relacionadas

El presidente de la UEFA ha realizado estas declaraciones en el portal So Foot, donde también ha revelado un formato de la Superliga que ha sido desmentido en ocasiones previas por los propios fundadores. Según Ceferin, los clubes empezarían a formar dos plantillas diferentes: una de gran nivel para la Superliga, y otra de suplentes para las ligas nacionales. Incluso, según Ceferin, se acabarían ocupando los fines de semana para partidos continentales.

Una idea que, por el momento, no se había marcado en la hoja de ruta de la Superliga. Esta nueva competición, según los datos aportados por sus fundadores, se disputaría entre semana y no afectaría en absoluto a las ligas nacionales. Además, y vistas las críticas recibidas, se decidió modificar la forma de participación para mantener ciertos criterios de clasificación por méritos deportivos. "La idea era salir de las ligas nacionales estaba en una segunda fase para jugar solo partidos europeos cada fin de semana", llega a reconocer el presidende de la UEFA.

Las protestas de los aficionados del Tottenham Hotspur que metieron presión al club inglés para salir de la Superliga Europea REUTERS

"¿Tienen doce multimillonarios el derecho de abalanzarse así y quitarnos el deporte? ¿El dinero lo compra todo? El fútbol es más que un juego, es una parte integral de nuestras naciones, nuestras culturas y nuestras sociedades", ha defendido Ceferin, que se ha mostrado seguro con dar la sentencia a la Superlgia: "Ha sido una dura lucha, han sido 48 horas de locura, pero ahora está claro que no lo volverán a intentar. Creo que estamos a salvo durante los próximos 10-15 años. Entonces nunca se sabe. Pero entonces ya no estaré en el fútbol".

Respecto a los presidentes, habla de tres tipos. Uno como Agnelli, de la Juventus, y que le traicionó y mintió a nivel "personal". Otros eran "cercanos" a Ceferin que no le dijeron sus planes. Y los últimos, con los que no tenía "contacto" cercano y a los que no culpa, aunque "tendrán que afrontar las consecuencias de sus actos".

Apoyo judicial

Tanto Real Madrid como FC Barcelona y Juventus han mantenido su posición respecto a la Superliga con la confianza de que la justicia les dará la razón. Y, por el momento, los dos movimientos que se han producido en este ámbito está a su favor. El primero se produjo en el Juzgado de lo Mercantil de Madrid, donde se reiteró a UEFA y FIFA la prohibición de hacer declaraciones o impulsar medidas que pusieran en peligro la creación de la Superliga. Una situación que, en boca de Ceferin, se ha ido incumpliendo prácticamente cada semana.

El último paso se ha producido con el traslaso del caso al Tribunal de Justicia de la Unión Europea. Este ente será quien tenga que decidir sobre si el mercado del fútbol continental está sufriendo un monopolio o no. Las sensaciones de los tres clubes que aún conforman la Superliga son positivas.

[Más información - Ceferin: "Dicen 'la Superliga existe' y dos días después envían solicitud para jugar la Champions"]