102 equipos se juegan este fin de semana mantenerse o descender incluso varias categorías en el fútbol español. En las categorías humildes, los meses trascendentales solían ser mayo y junio. Pero el gran cambio que está viviendo esta división ha hecho que la tensión se haya adelantado a marzo para que algunos reciban su primera alegría del año o la primera mala noticia en forma de descenso. La gran locura que puso en marcha la RFEF en esta 2020/2021 tendrá su primer episodio en los dos próximos fines de semana.

Noticias relacionadas

La Segunda B pondrá fin a la primera fase de esta idea loca para ajustar el desajuste que provocó la pandemia de la Covid-19 y el cambio de estructura que se ha llevado a cabo aprovechando esta situación. Aún quedarán otras dos por delante, pero la primera criba se llevará a cabo en estas fechas con horario unificado. Primero será este domingo a partir de las 12:00 horas con los grupos 1B, 2B, 3B, 4A, 4B, 5A y 5B involucrados. 

No lo será para todos ya que algunos grupos tendrán que esperar una jornada más bien porque tienen un equipo más o porque han tenido partidos aplazados. El 1A, el 2A y el 3A se jugarán las habichuelas más adelante por culpa de situaciones que no podían controlar. Casi es un milagro haber llegado hasta este punto con los problemas que hubo al comienzo de la competición por los positivos.

Un jugador del Guijuelo celebra un gol, uno de los equipos más afectados por los positivos en Covid-19. Foto: (@clubdepguijuelo)

Decenas de partidos han tenido que cambiar su fecha por culpa de esta cuestión. Es curioso el caso del 1A, ya que tiene 10 equipos y no 11 como los otros dos. Los aplazamientos del Racing de Ferrol y el Guijuelo han sido la traba que impedirá que se decida este domingo la primera fase, ya que no era justo que estos dos equipos jugaran su partido estando resuelta la última jornada.

A partir de este momento, algunos equipos optarán al ascenso a Segunda División, mientras otros pelearán por mantenerse en la nueva Primera RFEF cabiendo la posibilidad de bajar a Segunda RFEF o Tercera RFEF. El entramado es curioso y es por lo que cabe recuperar la explicación de cómo se decidirá qué equipo irá a cada nueva categoría.

El formato

Lo más básico es conocer cómo se van a repartir las plazas de ascenso, permanencia y descenso. 4 afortunados ascenderán a Segunda División, 36 se mantendrán en la tercera categoría, ahora llamada Primera División RFEF, que se completará con otros cuatro equipos de LaLiga SmartBank; otros 36 descenderán hasta la cuarta, que será Segunda División RFEF, también completada con los 54 ascensos que se produzcan desde la actual Tercera División; y la friolera de 26 equipos experimentarán un devastador doble descenso y pasarán a engrosar la quinta división del fútbol español.

Los jugadores de la UD Ibiza celebran un gol, un equipo con muchas opciones de jugar la fase de ascenso a Segunda División. Foto: Twitter (@ibizaud)

Ahora hay que llevar esto a la resolución de la primera fase. Si tu equipo queda entre los tres primeros de grupo, pasa a la fase de ascenso a Segunda División. Si tu equipo queda 4º, 5º o 6º en un grupo de 10, o 4º, 5º, 6º o 7º en un grupo de 11, pasa a la clasificación para Primera División RFEF, o sea, a jugarse la permanencia. Por último, si tu equipo queda entre los tres últimos, o cuatro en los grupos de 11, pasa a la fase de permanencia en Segunda División RFEF en la que ya se habrá confirmado un descenso de categoría.

La segunda fase para los equipos involucrados en el primer caso se disputará manteniendo los puntos cosechados en la primera. Cabe destacar que cuando se une un subgrupo de 10 y otro de 11, se aplica una fórmula matemática para equilibrar los puntos conseguidos. Aquí se disputarán seis partidos ante los equipos del subgrupo al que no pertenecía el equipo determinado. En estos cinco grupos, los tres primeros clasificados y el mejor cuarto (16 de 30) pasarán al playoff de ascenso a Segunda División tradicional. El resto tendrá asegurada su plaza en Primera RFEF.

La segunda fase para los clubes que se hayan visto inmiscuidos en el segundo caso calca la fórmula de los puntos. Aquí habrá dos grupos con siete equipos y otros tres con seis y jugarán los partidos ante los equipos a los que no se habían enfrentado anteriormente. Los dos primeros de cada grupo (10 en total) se quedarán en Primera RFEF, mientras que los últimos cuatro o cinco (22 en total) bajarán a Segunda RFEF.

Un jugador del Marbella FC, que tendrá que jugar la segunda fase para evitar el descenso a Tercera RFEF. Foto: Twitter (@marbella_fc)

La segunda fase para las entidades que peor temporada hayan hecho en los diferentes subgrupos también respetará los pocos puntos que hayan acumulado. Se constituirán cinco grupos de ocho equipos donde 26 equipos, el peor de los terceros, el cuarto, el quinto, el sexto, el séptimo y el octavo, bajarán a quinta categoría. Los cuatro mejores terceros, los segundos y los primeros solo descenderán una división y completarán la Segunda RFEF.

Habrá una tercera fase, el tradicional playoff de ascenso, para los 16 mejores equipos de la temporada. Esta se desarrollará el mes de mayo en una sede única que designará la RFEF próximamente. Se celebrará un sorteo que enfrentará a los mejores clasificados contra los peores, evitando hasta donde sea posible que jueguen equipos que compartieron grupo. Serán dos eliminatorias y los cuatro vencedores subirán a la segunda categoría del fútbol español.

Históricos en apuros

Uno de los que tenía cartel en esta categoría era el Deportivo de La Coruña después del polémico descenso de la temporada pasada. Después de cambiar a Fernando Vázquez por Rubén de la Barrera, mejoró un poco su situación y todavía tendrá la posibilidad en la última jornada de entrar en la fase de ascenso para volver a Segunda División. Se enfrentará a un Zamora ya clasificado que ha dado la sorpresa en el grupo después de haber subido de Tercera la temporada pasada. Tendrá que esperar una derrota o empate del Celta B, además de estar pendiente de lo que haga el Racing de Ferrol.

Un instante del partido entre el Racing y la Real Sociedad B en los Campos de Sport del Sardinero. Foto: Twitter (@realracingclub)

El Racing de Santander todavía puede conseguir también ese billete para jugar la segunda fase que le dé acceso a los playoffs, pero tendrá que ganar los dos partidos que le quedan ante el Arenas de Getxo, que se juega no caer a la fase de permanencia en Segunda RFEF, y el Amorebieta, que llega a la última jornada como líder. Los cántabros tendrán que sudar la gota gorda si quieren volver a recuperar la posición que tuvieron en el pasado y no hundirse.

Otros grandes proyectos como el del Marbella está en apuros y no tienen asegurada su presencia ni en la nueva cuarta división del fútbol español. Jugarán sí o sí la segunda fase para estar en Segunda RFEF o Tercera RFEF a pesar de la gran inversión que tienen detrás. En ese mismo grupo el Recreativo todavía podría meterse en la lucha por la Primera RFEF si gana el duelo directo al Cádiz B. 

Más apretadas están las cosas en el Grupo 4 donde el Real Murcia puede estar en cualquiera de las tres segundas fases. Juega ante el CD El Ejido 2012 que ya está en la ronda de Segunda RFEF o Tercera RFEF y no quiere acompañarle. El Córdoba está un poco mejor con tres puntos más, pero tendrá caro meterse a luchar por el ascenso a Segunda División ante el Betis Deportivo, que se juega exactamente lo mismo. El Sevilla Atlético ocupa actualmente la tercera posición con los mismos puntos que los otros dos contendientes. UCAM y Linares tienen tres puntos más y se podría producir un empate múltiple donde los duelos directos serán relevantes.

Lo tienen hecho

Los filiales de los grandes también tienen un papel importante con el Real Madrid Castilla y el Barça B con opciones todavía de luchar por el ascenso. Los culés podrían firmar su plaza en la segunda fase para pelear por el playoff este mismo fin de semana ante el Cornellà. En ese mismo grupo, el Nàstic y el Andorra de Piqué están en una situación favorable para llegar a esa siguiente ronda. En el caso de los merengues, dependen de sí mismos y tendrán incluso la posibilidad de quedar primeros si superan al Sanse, actual líder. En el 5A, Rayo Majadahonda y DUX Internacional también apuran sus opciones, mientras que el Atlético B peleará por meterse en la segunda fase por la permanencia en Primera RFEF ya que ahora mismo está en puestos de Segunda RFEF o Tercera RFEF.

El FC Andorra de Gerard Piqué, saltando al campo de Prada de Moles. Foto: Twitter (@fcandorra)

Además, Burgos, Ibiza y Badajoz tienen muchas opciones de estar en la última fase de ascenso. Son los tres equipos que acumulan más puntos en todos los grupos, por lo que lo tendrían que hacer muy mal en la segunda ronda. Ellos son los que mejor han hecho los deberes en esta primera parte de la temporada, pero aún queda mucho por trabajar en la Segunda B más cara de la historia. Probablemente sea la campaña más cruel para muchos equipos, pero el ascenso seguirá siendo el elixir necesario para paliar todo lo sufrido. Además, incluso para los equipos que se queden en Primera RFEF habrá premio con la promesa desde la federación de hacer una división más profesionalizada.

[Más información - Así es la composición de los cinco grupos de la Segunda B 2020/2021]