El Club Atlético Osasuna ha decidido, teniendo en cuenta las recomendaciones generales de Salud Pública de prevención en relación con el COVID-19 y con el asesoramiento de sus servicios médicos, suspender los actos programados por la Fundación Osasuna en los que participan futbolistas.

Noticias relacionadas

Esta es una de las medidas que figura en el protocolo establecido por la entidad rojilla para reducir el riesgo de contagio, según informa en un comunicado. Asimismo, el club delimitará las zonas de trabajo de Tajonar con el objetivo de extremar la precaución en los espacios compartidos.

De este modo, reestructurará las zonas de trabajo del primer equipo masculino, el femenino, el Promesas y el fútbol base, prestando especial atención a los espacios donde los deportistas realizarán trabajo de gimnasio o recibirán tratamiento médico. Del mismo modo, se extremarán las medidas de higiene y limpieza en las zonas comunes.

No descartan nuevas medidas

Osasuna indica que permanecerá atento a la evolución de los acontecimientos y continuará implementando aquellas recomendaciones que se emitan desde Salud Pública y el resto de autoridades competentes.

El club también permanece atento a la posibilidad de que a partir de la próxima jornada, los partidos de La Liga se puedan disputar a puerta cerrada, algo que ya sucede en otras competiciones del continente.

[Más información - El coronavirus ataca al fútbol español: miedo a pérdidas millonarias por partidos a puerta cerrada]