El Liverpool consiguió el pasado 1 de junio levantar el trofeo de la Champions tras imponerse al Tottenham en la gran final. Con ello, también se puso fin a una maldición. El origen de la misma tuvo lugar en 2016 cuando Jürgen Klopp, ya entrenador del conjunto red por aquel entonces, prohibió a sus jugadores tocar el cartel de This Is Anfield que se encuentra a la salida del vestuario del equipo.

Noticias relacionadas

El principal motivo de asestar esta orden fue que el propio Klopp tocó el cartel antes de enfrentarse al Liverpool en Anfield como entrenador del Borussia Dortmund en la máxima competición europea. El resultado fue fatídico, pues su equipo salió derrotado por 4-0, y esta fue la explicación que ofreció: "Le he dicho a mis jugadores que no lo tocaran hasta que ellos ganaran algo. Es un signo de respeto. Yo lo toqué cuando era entrenador del Borussia Dortmund y perdimos 4-0".

Tras ello, la misión de conquistar Europa se ha completado en el punto y final de la temporada 2018/2019. La gran final fue acogida en el Wanda Metropolitano de Madrid y el Liverpool llegaba con las energías extra de una remontada histórica contra el Barcelona. El Tottenham también hizo méritos para plantarse en la capital española, pero el Liverpool desmotró haber aprendido la lección de Kiev de la edición anterior y no dio ninguna opción a su rival.

Van Dijk levanta 'La Orejona' tras la victoria del Liverpool ante el Tottenham en la final de la Champions League 2018/2019 Reuters

El mensaje de Wijnaldum

Tras conocerse el final del maleficio, Wijnaldum ha publicado la imagen del cartel en su cuenta de Twitter y lo ha acompañado con el siguiente mensaje: "El jefe no nos dejaba tocarlo hasta que ganáramos un trofeo... Ahora es el momento". De hecho, tal y como ha podido conocer la prensa inglesa, solo Henderson y el propio Wijnaldum lo han tocado en el estreno de la nueva Premier League que terminó con un triunfo solvente ante el Norwich.

[Más información: El humanitario gesto de Salah con un niño que se estrelló con una farola al perseguirle]