Un nuevo Atlético de Madrid se está construyendo con el principal objetivo de levantar la ansiada Champions League en el Wanda Metropolitano el sábado 1 de junio de 2019. Una obsesión que ha convertido esta hazaña casi en obligación. O al menos eso parece viendo los fichajes y el esfuerzo económico que está haciendo la entidad presidida por Enrique Cerezo.

Pocos equipos tienen el privilegio de haber ganado al menos una Champions League. Desde el Real Madrid, rey absoluto de Europa con trece, pasando por el Milan con siete, hasta llegar a conjuntos como Celtic, PSV, Chelsea o Borussia Dortmund con un trofeo en sus vitrinas.

En esta lista de 22 equipos que han levantado el título europeo más importante a nivel de clubes no aparece el Atlético de Madrid. Y eso que oportunidades no le han faltado. 

Corría la temporada 1973/1974. Copa de Europa era el nombre de la máxima competición continental de clubes por aquel entonces. El Atlético de Madrid se plantaba por primera vez en su historia en una final de esta competición. Con Juan Carlos Lorenzo en el banquillo y Luis Aragonés en el equipo, el conjunto español empató a uno ante el Bayern Múnich tras finalizar la prórroga. Y es que, cuando todo parecía indicar que las vitrinas del Atlético iban a estrenarse, apareció Schwarzenbeck en el último minuto para poner las tablas en el marcador. Esto provocó que dos días después se disputase el partido de desempate en el que el conjunto germano arrasó por 4-0. 

El Real Madrid, la bestia negra de los rojiblancos

Los rojiblancos tuvieron que esperar 40 años para plantarse de nuevo en otra final de la Copa de Europa. En esta ocasión, ya bajo el nombre de Champions League, cayeron ante su máximo rival: el Real Madrid. 

Corría el 24 de mayo de 2014 en Lisboa cuando se vieron las caras en una final de esta competición, por primera vez en la historia, Real Madrid y Atlético de Madrid. Todo parecía indicar, una vez más, que el equipo rojiblanco iba a conseguir el primer título, pero esta vez apareció Sergio Ramos. Con un cabezazo en el minuto 93 forzó la prórroga para levantar finalmente la ansiada décima al ganar el tiempo extra por 4-1. 

Sergio Ramos, tras anotar el gol en Lisboa. EFE

Dos años después se volvieron a ver las caras ambos equipos. Esta vez fue en Milán. Griezmann falló una pena máxima en la segunda parte, lo que provocó que el partido se fuese al tiempo añadido y después a la tanda de penaltis. Ahí apareció, para beneficio de los madridistas, Juanfran. El lateral derecho colchonero falló y el Real Madrid levantó de nuevo la Champions League dos años después. 

Simeone, Griezmann y nuevos fichajes

El nuevo proyecto del Atlético de Madrid se basa principalmente en Simeone. El entrenador ha devuelto al club a la pelea por los títulos y a la grandeza que antes tuvo. Griezmann es la estrella y junto al francés una vieja guardia de garantías como Oblak, Godín, Koke o Saúl.

Simeone pidió un equipo super competitivo y le hicieron caso. Con el 'caso Griezmann' ya cerrado tras sus tonteos con el Barcelona y sus tiras y afloja con la afición, se suman ahora nuevas caras para el objetivo de llegar al Wanda Metropolitano el próximo 1 de junio. 

Griezmann, durante un partido de la pasada temporada. EFE

El Atlético de Madrid está cerrando una nueva plantilla al servicio del argentino y del delantero francés. Simeone, con el mejor salario de entrenadores de LaLiga, y con Griezmann, como el mejor jugador pagado de La Liga después de Leo Messi, la excusa del presupuesto ya no vale, a pesar de que siga haciendo mención a esto. 

Thomas Lemar y Gelson Martins como grandes estrellas

Lemar es el jugador más caro en toda la historia del Atlético de Madrid. El conjunto madrileño pagó 70 millones de euros al Mónaco, superando los 55 pagados en su día por Diego Costa. Por su parte, Martins rescindió su contrato con el Sporting de Portugal y llegó como agente libre.

El Atlético es el segundo equipo que más ha gastado en fichajes de toda LaLiga, solo por detrás del Barcelona. Además, el traspaso de Lemar solo ha sido superado por el de Cristiano Ronaldo a la Juventus en este mercado de transferencias. 

Lemar y Martins son dos extremos muy rápidos que influirán mucho en el juego de Simeone. Dos futbolistas distintos que aportarán numerosas opciones y variantes al conjunto rojiblanco. Martins destaca principalmente por su velocidad, con un buen regate y juego entre líneas. Una auténtica bala, que tiene que mejorar el dominio del juego aéreo, pero que será muy peligroso para los defensas rivales en los contragolpes. Por su parte, Lemar tiene calidad y un gran toque de balón, siendo un peligro constante a balón parado.

Lemar, durante su presentación como jugador rojiblanco. Twitter: @Atleti)

Rodri se convirtió en el primer fichaje para la nueva temporada del conjunto de Simeone tras tres campañas en el Villarreal y que ya estuvo antes en la cantera rojiblanca. El exjugador del submarino amarillo se trata de un mediocentro de enorme talento, capaz de aportar en la transición ofensiva. Además, destaca por su excelente juego posicional y aéreo.

Se fue Vrsaljko al Inter de Milan y el Atlético de Madrid no tardó en nombrar a su sucesor. Santiago Arias recaló en el equipo madrileño para vestir la elástica rojiblanca las próximas cinco temporadas tras acordar su traspaso con el PSG. Un jugador con gran poderío físico que fue nombrado como el mejor de la Eredivisie con el PSV. El colombiano ayudará en el rendimiento defensivo del equipo.

Arias, durante un partido con Colombia en el pasado Mundial de Rusia.

Adán firmó por el Atlético de Madrid sabiendo que iba a estar a la sombra de uno de los mejores porteros del mundo: Jan Oblak. El guardameta aporta mucha experiencia, tras su paso por el Betis y el Real Madrid, y será un seguro de vida para cuando no esté el esloveno. El de Mejorada del Campo ya demostró en el primer partido de pretemporada del Atlético su fiabilidad, siendo el héroe del encuentro.  

El reto del anfitrión

La inauguración del Wanda Metropolitano la pasada temporada trajo consigo también que el estadio madrileño fuera escogido como sede de la final de Copa del Rey. El Atlético sufrió ya entonces la maldición del anfitrión y no pudo llegar al decisivo partido por el título en su casa. Ahora, Europa espera en lo que se ha convertido en una cita histórica para toda la familia rojiblanca. La posibilidad de ganar la Champions en tu estadio es una oportunidad que sucede en contadas ocasiones. 

De hecho, ningún club ha logrado levantar 'La Orejona' al cielo de su ciudad en la era Champions. Cerca estuvo el Bayern en 2012, pero el Chelsea amargó la fiesta al conjunto bávaro en los penaltis. Un reto descomunal para Simeone que debe terminar con el mal fario del Atlético en las finales, además de convertir al conjunto rojiblanco en el primero en triunfar en casa. Para lograrlo, la entidad colchonera ya ha invertido 109 millones de euros en fichajes. Y podrían ser más si se confirma la llegada de Kalinic.