Este pasado jueves en La casa fuerte se vivía uno de los momentos más tensos del reality hasta la fecha. El concursante Labrador, ayudado por Ferre, desvelaba el gran secreto de Fani Carbajo (34 años) sobre su pareja Christofer (28), esa confesión que un día ella hizo en una conversación privada. "Se le fue la lengua", como lo calificaron en el concurso. Según la versión de estos concursantes, Fani dijo lo que sigue: "Estoy deseando que tiren a Christofer del programa y metan a Rubén y así hago mi programa redondo". 

Noticias relacionadas

Teniendo en cuenta la repercusión mediática y sentimental que supuso la televisada y confesa infidelidad de Fani con Rubén Sánchez en La isla de las tentaciones, todos se quedaron noqueados y dudaron abiertamente de los sentimientos reales de la concursante hacia su pareja. No solo eso, se desveló, además, la impactante intención de Fani con su boda: "También dijo 'yo me voy a casar con Christofer para que me paguen la portada y después vendo el divorcio'". 

Rubén Sánchez durante su visita a 'Sálvame'. Mediaset

Claro está, después de estas incendiarias declaraciones Rubén Sánchez ha visitado el plató de Sálvame para opinar sobre la que fuera su compañera de reality y, de paso, arrojar luz sobre esa relación en la que, en su opinión, Fani no es tan mala ni Christofer tan bueno. "Para mí, Christofer sigue siendo la misma persona de antes, va a aguantar por estar ahí subido. No muestra nada. Sigue como si nada ante los comentarios, parece que está como anestesiado. Este chico es un mueble. Yo no me creo que él aguante porque simplemente la quiera, hay algo detrás. Hay algo de trasfondo", arrancaba su discurso. 

Y lo remataba: "A lo mejor él también tiene otros antecedentes y ha podido liar alguna por ahí... A mí en la isla Fani siempre me contaba que varias veces le pilló escribiéndose con una compañera. Me contó que había pillado esos mensajes con una compañera de curro, que él no le daba importancia, que se reía y la llamaba celosa". Ante estas declaraciones, los colaboradores del programa han llegado a la conclusión de que Christofer también tiene motivos por los que callar. De hecho, se ha apuntado en el espacio de Telecinco que en el pasado él asistía a las fiestas que los futbolistas del Getafe organizaban. 

Rubén en el plató de 'Sálvame' hablando sobre la boda de Fani Carbajo. Mediaset

Con respecto a esta cuestión, Rubén ha opinado, sembrando la duda: "Esas fiestas existen, siempre hay más intimidad, se invita a gente guapa. ¿Cómo se conocieron ellos? Pues no lo sé...". En otro orden de cosas, Rubén se ha mostrado sorprendido de que Fani vuelva a nombrarlo: "Me sorprende mucho que después de tanto tiempo vuelva a salir de nuevo el comentario. A Ferre yo me lo creo, me ha demostrado que es un tío que no miente y que dice las cosas en la cara. Yo creo que sí me puede echar de menos porque conmigo sí tenía vidilla". 

Y es que, según su opinión, Fani está apagada en La casa fuerte: "Veo a Fani un poco apagada. A lo mejor necesita un poco más de vidilla dentro de la casa. Si tú la ves en un reality y la ves en otro, está como anulada. No sonríe, no es ella, no disfruta. Siempre está de broncas, siempre sacando la cara por Christofer". Y no lo duda: no debería casarse.

"Fani debería replantearse la boda porque al final vuelve a pecar otra vez en lo mismo. Vuelve a estar como anulada con Christofer, para mí debería replanteárselo. Yo no estaría invitado a la boda, estaría en la despedida de soltera", apostilla, entre risas. Para él, "el pasado siempre va a estar ahí". Eso sí, saca la cara por Fani y ese supuesto pasado en la prostitución: "Yo no me creo a su tía. No es el estilo de Fani". 

[Más información: La indecente confesión de Fani Carbajo sobre Christofer en La casa fuerte: ¡por fin se destapa esta farsa!]