El pasado 23 de diciembre, TVE sorprendía a sus espectadores con una distendida charla sobre el placer sexual femenino en La mañana. La presentadora, María Casado (41 años), analizaba junto a una experta un producto que en los últimos meses ha revolucionado el mercado de los juguetes sexuales y ha roto tabúes en torno al asunto: se trata del Satisfyer, un estimulador de clítoris que está arrasando en ventas a la vez que aumenta su presencia en programas televisivos de toda índole.

Noticias relacionadas

"Originalmente diseñado para el placer femenino, tiene según los expertos otros muchos, muchísimos beneficios físicos para la mujer", explicaba Casado en su presentación. Pero Gema García Gálvez, la ginecóloga que la acompañaba, desvelaba que no se trata de un producto novedoso: "Esto ya existía. Desde el año 2000 la FDA aprobó un dispositivo estimulador del clítoris específicamente para el tratamiento de la anorgasmia femenina".

La especialista explicaba entonces que el actual boom del juguete se produce "por el cambio social, la mentalidad de la mujer y las redes sociales". Además, llamó la atención una de las confesiones que hacía en el debate posterior: "Yo prefiero hacerme un Satisfyer antes de irme a la cama que tomarme una dormidina", afirmaba con naturalidad en una tertulia hasta hace poco impensable en la corporación pública.

'La Mañana' de TVE acogió una tertulia sobre el Satisfyer.

Esta es tan sólo la última aparición estelar del Satisfyer en televisión, pero lo cierto es que son innumerables las ocasiones en las que este producto ha sido objeto de comentarios en espacios de máxima audiencia. 

El 13 de septiembre, el programa informativo La sexta columna analizaba el funcionamiento del aparato y recogía el testimonio de usuarias que avalaban su efectividad: "Me ha hecho sentir cosas en mi cuerpo que no imaginaba que pudiera sentir", confesaba una de ellas.

Pero, sin duda, es en la televisión de pago donde el Satisfyer tiene un mayor protagonismo. En concreto, los diferentes espacios de Movistar+ han abordado el asunto, la mayoría de las veces en tono humorístico.

Entre esos programas destaca La Resistencia, donde algunas de sus invitadas han hablado sin tapujos del famoso juguete sexual. La actriz Carolina Yuste (29) era la primera, sorprendiendo a David Broncano (34) al responder así a la pregunta sobre cuánto sexo ha mantenido en el último mes: "He descubierto que el succionador de clítoris es una maravilla", confesaba.

Posteriormente era Leticia Dolera (38) la que contaba las virtudes del Satisfyer para responder a la recurrente pregunta sexual del presentador: "Masturbación a tope, mínimo una vez al día con succionador", expresaba con naturalidad, destacando la rapidez con la que se alcanza el orgasmo utilizando la ayuda de este producto.

Nacía entonces un auténtico mito en el programa, cuyos colaboradores e invitados hicieron bromas durante meses sobre el popular juguete. Una leyenda que, sin embargo, la actriz Candela Peña (46) se encargó de desmontar en su sección: "A mí no me ha ido bien", confesaba para sorpresa de Broncano. "¿Pero cómo va a ser eso? Si todo el mundo dice que es lo mejor que hay", preguntaba el presentador. "Es que no todas tenemos las cosas iguales", zanjaba ella.

Candela Peña afirma que a ella no le ha ido tan bien con este aparato. Movistar+

Debates aparte, lo innegable es que la popularidad del Satisfyer ha servido para poner sobre la mesa un asunto que hasta hace no mucho era tabú: el placer sexual de la mujer. Algo sobre lo que Bob Pop (49) reflexionaba en su sección en Late Motiv, aprovechando para criticar el capitalismo: "A mí lo que me escama es que tenga que ser el mercado el que nos dé la bendición de las cosas", dijo para explicar un polémico tweet en el que afirmaba que "de pronto, el clítoris existe porque es negocio".

Sin duda, el Satisfyer ha logrado conquistar tanto el mercado como la televisión y ya ha aparecido hasta en el discurso navideño del 'rey', aunque sólo de trate de un vídeo fake de El Intermedio en el que Wyoming (64), en el papel de Felipe VI (51), destacaba el "papel cohesionador" del juguete que ha "devuelto la ilusión y la unanimidad a la sociedad".

[Más información: La confesión sexual de Carolina Yuste que dejó a Broncano con la boca abierta]