El pasado 6 de agosto, el equipo de Sálvame se llevaba un enorme susto a pocos minutos del comienzo del programa. La colaboradora Chelo García Cortés (67 años) entraba en plató hablando por teléfono y tropezaba con el marco de la puerta, originándole la caída un profundo corte en la pierna por el que tuvieron que darle 28 puntos de sutura.

Noticias relacionadas

La curación del golpe no ha ido todo lo bien que se esperaba y una incipiente necrosis ha obligado a la periodista a pasar por quirófano para evitar un mal mayor. Una noticia que ha provocado el bajón de Chelo, que confiesa que ha tenido "un poquito de mala suerte". Pero no ha sido la única en 'besar el suelo' de Sálvame. El plató del programa ha vivido otras aparatosas caídas que, aunque solo quedaron en un susto, ocasionaron momentos de angustia.

La accidentada actuación de Yurena

Yurena sufrió dos caídas en la misma actuación. Mediaset

La cantante Yurena (49) no se lleva muy bien con la verticalidad y ha protagonizado numerosas caídas a lo largo de su amplia trayectoria. Una de las que ha pasado a la historia de los porrazos televisivos fue la que vivió en Sálvame a principios de este año. La artista presentaba su nuevo single en riguroso playback y, como todas las estrellas que visitan el programa, entraba al plató por la conocida escalera. Pero sus tacones le jugaban una mala pasada y acababa desplomándose súbitamente al suelo. 

Una vez repuesta y colocada en la posición inicial, sonaba de nuevo la música y Yurena bajaba otra vez la escalera ante un público que contenía la respiración. A pesar de que consiguió llegar al final sin percances, la diva se confiaba demasiado al pisar suelo firme y volvía a tropezar, despojándose finalmente de sus tacones y comenzando una vez más la actuación. ¡A la tercera va la vencida!

La entrada nada estelar de Paz Padilla

Una ocurrencia de Paz Padilla estuvo a punto de acabar en tragedia. Mediaset

Yurena no ha sido la única víctima de la escalera del programa. Paz Padilla (49) también sabe lo que es caer desde lo más alto, literalmente. La espontánea presentadora lo da todo por el espectáculo con bromas, sustos e ideas descabelladas. Una de esas ocurrencias fue la que tuvo en 2012, cuando decidía entrar al plató en brazos de un musculado miembro del público.

La romántica y vistosa escena estuvo a punto de acabar en tragedia cuando el chico tropezaba bajando un escalón. Finalmente, los dos acababan por los suelos entre risas, corroborando que no habían sufrido ningún daño pese al susto.

El doloroso resbalón de Lydia

Lydia sufrió una lesión en la espalda por su caída. Mediaset

Los juegos con agua no suelen acabar bien, y menos aún cuando se realizan en un plató de televisión. En junio de 2014, los colaboradores jugaban a perseguirse unos a otros por el plató, tirándose agua por encima.

Lydia Lozano (58) recibía un 'chapuzón' de Kiko Matamoros (62) y decidía cobrarse su acuática venganza. La colaboradora tomaba precauciones, quitándose los tacones antes de emprender su carrera, pero no contaba con que el suelo estaba mojado y acababa resbalando y cayendo de espaldas. Los chillidos de dolor de la afectada y las caras de preocupación de todos los compañeros acabaron con cualquier atisbo de diversión. Finalmente, Lydia tenía que ser atendida por un médico debido a una lesión en la espalda provocada por el golpe.

[Más información: Chelo García Cortés tendrá que pasar por quirófano tras su aparatosa caída en 'Sálvame']