La colaboradora de Zapeando, Lorena Castell (39 años), y Eduardo Dabán han puesto punto final a su historia de amor. Una inesperada noticia, teniendo en cuenta que hace tan solo poco más de un año ambos daban la bienvenida a su primer hijo en común, Río. De momento, se desconocen los motivos de la ruptura, pero ambos continúan con sus compromisos laborales y mostrando su día a día en las redes sociales manteniendo el silencio absoluto sobre su relación.

Noticias relacionadas

El fin de su noviazgo, según ha informado ¡HOLA!, ha llegado en este inicio de 2020, año en el que la pandemia está azotando a todo el planeta. La pareja que siempre ha sido muy asidua a viajar por el mundo, y descubrir rincones en autocaravana, ha permanecido estos meses de estado de alarma centrándose en su hijo.

La llegada al mundo del pequeño fue difícil. Las primeras semanas de vida de Río fueron complicadas porque tuvo que quedarse ingresado en la UCI del hospital después de que los doctores le diagnosticaran niveles altos de la proteína C reactiva. Estos días de incertidumbre unieron a sus padres en un momento delicado, pero la mejoría del bebé fue diaria hasta poder irse a casa.

Lorena Castell y Eduardo Dabán con su hijo, Río.

La comunicadora estuvo durante esas semanas compartiendo en sus redes sociales las imágenes de sus primeros días como mamá. Además, Castell reveló que se había trasladado con su caravana hasta los alrededores del hospital para no alejarse de su bebé. Ella misma explicó cómo se le ocurrió la idea y cómo estaban llevando la situación: "Nos tenemos que quedar aquí unos días más y como a mí me dieron el alta pues estamos ahora con nuestra maravillosa caravana y así puedo entrar a verle todo el rato".

Castell definió el día de su parto como "el mejor día de su vida", tal y como ella misma contó en sus redes sociales tras dar a luz a su primogénito. Por eso, cuando el pequeño ya hacía vida normal en su hogar, la orgullosa madre hablaba claro sobre su experiencia en la maternidad: "Río es una maravilla, duerme y come, que es lo que tienen que hacer los bebés, y cuando está despierto, siempre está riendo", confesaba en una de sus primeras entrevistas.

Tras unos primeros meses de invierno disfrutando de su estreno en la paternidad, la pareja celebró sus primeras vacaciones de verano en familia. Lorena Castell y su Eduardo Dabán han elegido una de las playas más conocidas de nuestro país para pasar unos días de descanso y desconexión con su hijo Río. Móviles en mano, tanto Lorena como Eduardo inmortalizaron cada uno de los movimientos de su hijo. Hicieron fotografías y vídeos durante toda la jornada. Como ya se conoce, la colaboradora de televisión se muestra muy activa por las redes sociales, mostrando cómo va creciendo su hijo a todos esos seguidores que no paran de preguntarle por Instagram.

La presentadora está divorciada de su primer marido, el cantante gaditano Juanito Makande. La colaboradora de Zapeando y el artista, autor de Niña voladora, contrajeron matrimonio en el verano de 2013 en un escenario de ensueño: la playa de El Palmar en Cádiz, un lugar en el que ambos encontraron un precioso paraíso de sosiego, relax y amor. Apenas dos años y medio después, la pareja terminaba separándose.

Entonces apareció el empresario Eduardo 'El Fabuloso' con el que ha pasado años de aventuras, música y una experiencia tan bella como convertirse en padres; una faceta que les unirá para siempre a pesar de esta reciente ruptura.

[Más información: Lorena Castell da a luz a su primer hijo, Río]