Este pasado domingo los fogones de MasterChef Celebrity casi arden por la tensión que se respiró entre los concursantes y los miembros del jurado. Malas caras, contestaciones a gritos y con los minutos en contra, la crispación general acabó, por primera vez en la historia del talent culinario, con la expulsión sistemática de dos aspirantes a chef por parte del jurado. La peor parada de la ira del jurado, Antonia Dell'Atte (58 años), la cual perdió definitivamente los nervios, la postura y la compostura. 

Noticias relacionadas

Eso sí, fue la única que encajó con indignación la expulsión; todos sus compañeros la recibieron con evidente alivio. Y es que, hacía tiempo que existían dos claros bandos entre fogones: Antonia y el resto. El feeling había desaparecido hace tiempo por la actitud irascible y "poco humilde" de la italiana. Según sus compañeros, no consiente hacer autocrítica y reconocer sus errores. No se quedó contenta la ex de Alessandro Lequio (58) hace unas semanas cuando aseguró en Lecturas que iba a demandar a sus compañeros por acoso.

Este pasado domingo ha querido hacer ver lo que ella entiende como "un acoso y derribo" imperdonable por parte del resto de vips. Así lo percibe ella, pero el resto tan solo lo ve como una consecuencia de alguien que no acepta sus errores. Sin embargo, fue en la prueba de exteriores en Tarragona, con el mar de fondo, donde Antonia terminó desquiciando al máximo a sus compañeros. El caos vino cuando ella decidió ponerse en el grupo capitaneado por Santiago Segura (53). Al principio encajó bien las indicaciones que se le daban, pero un cambio repentino de cocina conllevó que la italiana sacara a pasear la peor de sus caras. 

La cosa ardió, tanto que incluso Segura estuvo a punto de enzarzarse con Dell'Atte sin vuelta atrás. ¿El motivo? El arroz caldoso e imperdonable que les llevó de cabeza a la prueba de eliminación. La tensión era de tal magnitud en ese punto de la noche que Mario Vaquerizo (44), siempre con una actitud pacífica y conciliadora, terminó quejándose de una Antonia fuera de sí. Ella, una vez más, no asumió su error y pretextó que, en vez de un arroz caldoso, quería hacer un risotto

Mientras sus compañeros contaban hasta diez y procuraban no mirarla con malas caras, Antonia llegó a vomitar en medio del cocinado: "Dios les castigará". "Me siento sola. Todo el grupo me hace mucha presión para que me vuelva loca, pero los locos son ellos", se desahogó con Pepe Rodríguez(50). Esta actitud hizo explotar a Santiago Segura, quien reconoció a bocajarro: "Aquí la calma llega cuando se va Antonia". Y esta terminó siendo expulsada incluso antes de terminar el postre. Junto a ella saldría también por la puerta Jaime Nava.

Pese a su derrota, Antonia se fue por todo lo alto: "Estoy muy liberada. Estoy bien. Mis lágrimas han sido contra los fariseos. Tienen una sonrisa delante y detrás han malmetido. Algunos me han atacado de vez en cuando injustamente. Quiero superarme y ser mejor persona, pero deseo que no me metan cizaña". 

[Más información: El fuerte enfrentamiento entre Lomana y Dell' Atte en 'MasterChef Celebrity']