Uno de los detalles mas relevantes para diseñar tu peinado el día de tu boda es tener en cuenta tu cuello, escote, hombros, nacimiento del cabello en la nuca, ya que esos datos marcarán la diferencia de un peinado mas favorecedor. "El entorno y estilo de ceremonia son fundamentales para ver el acabado final", apunta Olga García una de las profesionales especializadas en novias.

Noticias relacionadas

Vamos a darte algunas ideas según sea tu cuello:

En el caso de que tu cuello sea corto lo ideal es que te despejes la nuca para conseguir estilizarla dejando algún pelo suelto a los lados para que ópticamente se disimule y parezca más delgado.

Pero si tu cuello es muy largo y delgado lo ideal es hacer un recogido bajo envolviendo el cuello para compensar o hacer un falso bob con ondas.

Según la textura del cabello:

En el caso de que tu cabello sea fino no debes renunciar a poderle sacar mucho partido, frisando las raíces que ya ayuda a tener más volumen, creando algunas formas muy concretas en algunos lugares del pelo para dar mas sensación de densidad y creando una mejor textura si es necesario con polvos adecuado para ello.

Según el largo: 

Depende de la medida de tu largo encajarán mejor unas propuestas u otras.

Si lo tuyo son los cabellos más cortos, que sepas que estás de moda. Según Mario Gómez la novia que luce cabello más corto tiene la ventaja de que puede aprovecharse de hacer un recogido con trasformación usando extensiones e inserciones de color.

Imagen de archivo de un moño para una boda. Gtres

Si llevas un corte bob, te favorecen unas ondas recogido en la parte de flequillo ya que son cabellos cortos o lisos, pero cuidado con el tocado que puede ser el absoluto protagonista.

En el corte sha destacan la cantidad de capas cortas, suele ser un estilo divertido y muy actual. Con este corte hay que buscar ideas desenfadadas para potenciar ese look.

Si lo tuyo es un midi, unas ondas rotas son una apuesta segura, aunque otra buena opción es hacer unas trenzas, pero desechas obteniendo un look despeinado.

Y si tienes un cabello largo busca un vestido puedes buscar una espalda descubierta. Aprovecha tu melena para elegir una propuesta que caiga por tu espalda, ya que estiliza muchísimo, a sugerencia de García.

Trata de no abusar de las trenzas, están excesivamente vistas. Huye de los recogidos hechos con planchas ya no son tendencias y parecerías una novia más, según Gómez.

Busca un accesorio para tu cabello, que no sea muy grande. A veces los accesorios pueden arruinarte la imagen completa. Si consigues algo original, mejor. A veces en lugares tan curiosos como botonerías o ferreterías podemos encontrar cosas increíbles para dar ese toque distinto.

Y es que te cases como te case el peinado tiene que ayudarte y no ser tu peor enemigo el día de tu boda.

[Más información: Cuatro cortes bob para un cambio de 'look' a la última]