Tamara Ecclestone (35 años), hija de Bernie Ecclestone (89) exjefe de la Fórmula 1, ha sido víctima de un robo en su mansión de Londres, en el que le han sustraído multitud de joyas valoradas en 50 millones de libras (59,9 millones de euros) en casi 50 minutos. 

Noticias relacionadas

Los ladrones asaltaron el domicilio el viernes por la noche, solo unas horas después de que la joven abandonara el país junto a su familia para disfrutar de sus vacaciones de Navidad en Laponia, según han informado varios tabloides británicos. 

Tamara luciendo algunas de las joyas que le han robado junto a su esposo Jay.

Los intrusos accedieron a la exclusiva mansión a través del jardín trasero, y pasaron 50 minutos robando en las cajas fuertes la extensa colección de joyas de Tamara y su marido, Jay Rutland (38). Entre los objetos sustraídos, se encuentran argollas con diamantes con un gran "significado personal" y regalo de bodas de Cartier de su esposo de más de 80.000 libras (95.900 euros). 

Fuentes del vecindario, con vigilancia 24 horas y muy cerca al palacio de Kensington, han asegurado a The Sun que es un robo que ha sorprendido: "Este es el robo más impactante porque es una de las casas más seguras de Londres, en una de las calles más seguras de Londres".

Lo cierto es que la mansión de Ecclestone se sitúa en una de las zonas más exclusivas de la capital británica. Entre sus vecinos se encuentra el príncipe Guillermo (37) y Kate Middleton (37); el fundador de Foxtons, Jon Hunt; el dueño del Chelsea, Roman Abramóvich (53); el sultán de Brunei y el hombre más rico de China, Wang Jianlin (65). La carretera está patrullada de forma permanente por agentes de policía del Grupo de Protección Diplomática que operan tanto desde las puertas como desde los puestos de control apostados en el camino. 

La casa de Tamara Eccleston y Jay Rutland se encuentra situada en una de las mejores zonas de Londres.

"Se ha robado un estimado de 50 millones de libras en joyas del interior de la caja fuerte de Tamara y de Jay (su esposo)", ha añadido, "quien hizo esto estuvo en la casa durante 50 minutos en total y tuvo tiempo de abrir las cajas fuertes que están escondidas en el vestidor de Tamara y el vestidor de Jay. Ninguna de las dos sería fácil de encontrar". 

"Cada pieza de joyería que tenía en su caja fuerte se ha ido y algunas de ellas tenían un significado muy personal", ha explicado la fuente del barrio cercano a Kensington, que ha asegurado que en el momento del robo había un guardia trabajando en la sala de seguridad de la mansión. 

"Los tres asaltantes treparon por la valla trasera y salieron al jardín, antes de acceder de alguna manera a la casa", ha aseverado, "fueron molestados por un guardia de seguridad después de estar adentro durante 50 minutos y se dice que accedieron por una ventana abierta". 

Poco después de conocerse la noticia, un portavoz de Tamara Ecclestone confirmó el asalto. "Tristemente puedo confirmar que ha habido una invasión de la casa. La seguridad interna está cooperando con la policía en este asunto. Tamara y su familia están bien pero obviamente enojados y conmocionados por el incidente".

[Más información: Las mujeres para Bernie, un dolor de cabeza y de bolsillo]