Jennifer Lopez (50 años) se enfrenta a una demanda millonaria por actuar con poca ropa en su concierto en Egipto. El abogado egipcio Samir Sabry, conocido por demandar a las celebrities, afirmó al medio egipcio Cairo 24 que presentará una queja ante el fiscal general contra los organizadores del concierto de Lopez. Afirmó que la artista actuó en el escenario de El Alamein "desnuda", vestida con un atuendo transparente que supuestamente infringió las normas egipcias.

Noticias relacionadas

Durante su actuación, la cantante y actriz realizó varios cambios de vestuario con un imponente despliegue de sus mejores outfits. Entre sus prendas, destacan algunas piezas de diseñadores árabes, como el egipcio Nagwa Zahran o los Zuahir Murad y Nicolas Jebran, según Harper's Bazaar.

Jennifer Lopez durante su actuación en Egipto.

El abogado también ha criticado que el concierto de Jennifer López se realizara en los últimos días del Hijri, Dhu al-Hijjah, fecha en que los musulmanes están realizando sus peregrinaciones a La Meca. "Es inaceptable que algunas personas estén realizando rituales religiosos en el Monte Arafat, mientras que otras ven a una estrella actuar con atuendos controvertidos", explicó el letrado a Cairo 24.

Entre los asistentes al evento, donde destacaron varios actores y empresarios de renombre del país, destacó la presencia de las ministras de Egipto que acudieron vestidas todas de blanco. Un detalle que, de nuevo, provocó una queja por parte del abogado Sabry quien consideró inaceptable que las políticas lucieran esta vestimenta blanca justo después de un "doloroso incidente terrorista".

El letrado se refiere al atentado que tuvo lugar en El Cairo la semana pasada cerca del Instituto Nacional del Cáncer (NCI), en el que murieron 22 personas y otras 50 fueron heridas de gravedad.

A finales de 2018, Sabry ya denunció a otra actriz muy famosa en Egipto, Rania Youssef, por usar un vestido negro "transparente" en la alfombra roja del Festival Internacional de Cine de El Cairo.

Polémica visita

Antes de su llegada a Egipto, la visita de Jennifer Lopez al país de los faraones ya generó polémica. Fueron muchos los que criticaron que días antes la artista mostrara su apoyo al estado de Israel, donde realizó un concierto y, de paso, hizo un viaje turístico con su familia. 

Así, fueron muchos los que pidieron que se cancelara el concierto. El movimiento de boicot, desinversión y sanciones (BDS) se dirigió a Orascom, solicitando que la compañía tomara las medidas adecuadas. "Este es un intento malicioso de normalizar las relaciones con el enemigo sionista y los involucrados en sus crímenes contra la humanidad", agregó el comunicado.

La compañía organizadora, por su parte, emitió un comunicado desaprobando cualquier cambio y confirmando que el concierto se llevaría a cabo a la hora establecida, como así sucedió. 

[Más información: Sabemos dónde se alojó Jennifer Lopez en Fuengirola y todo lo que hizo]