"Su Majestad el rey Constantino está encantado de anunciar el compromiso de su hijo menor, el príncipe Felipe con Nina Nastassja Flohr, hija de Thomas Flohr y Katharina Flohr". De esta manera comienza el comunicado que la Casa Real de Grecia ha emitido este martes 1 de septiembre, en el que se informa de la próxima boda real que tendrá lugar en el país heleno. 

Noticias relacionadas

El quinto hijo de los reyes Constantino (80 años) y Ana María (74), primo del monarca español Felipe VI (52), contraerá nupcias con la que ha sido su pareja sentimental en los últimos años. Una celebración que llega después de un anómalo verano marcado por la pandemia, circunstancia que no impidió, por ejemplo, que la nieta de la reina Isabel II de Inglaterra (94), Beatriz de York (32), pasara por el altar junto a su ya marido, Edoardo Mapelli Mozzi (37), el pasado 17 de julio en una boda privada celebrada en Windsor.

Ha sido la oficina privada del rey de Grecia la encargada de dar a conocer la feliz noticia a los medios de comunicación, incluyendo imágenes románticas de la pareja en la isla de Ítaca, lugar en el que se comprometieron a comienzos de la temporada estival. 

Por el momento se desconocen datos como la fecha o el lugar del enlace, información que irán adelantando con el paso de los días. "Los detalles de su boda se darán a conocer a su debido tiempo", reza el escrito oficial. Una noticia que supone el arranque del calendario en lo que bodas reales se refiere, y es que por el momento no son muchos los príncipes y princesas casaderos los que han dado a conocer su decisión de dar el "sí, quiero" en los próximos meses. 

Un príncipe de sangre azul y una chica de alta sociedad

Durante el verano del 2018 se dio a conocer le noviazgo entre Felipe de Grecia y Nina Flohr. El sobrino de la reina Sofía (81) comenzaba así una relación con la heredera de VistaJet, la empresa de aviones más reclamados por ricos y famosos. La joven, que nació en Suiza y que se educó entre Inglaterra y Estados Unidos, actualmente viaja por todo el mundo a consecuencia de su trabajo como directora creativa en la empresa familiar que fundó su padre. 

Las fiestas de alta sociedad y los amigos que tienen en común hicieron que entre los dos jóvenes naciera el amor, una relación que ahora promete materializarse en una boda a la que seguramente acudirán algunos de los miembros de las monarquías europeas. Desde el comienzo del idilio, Nina ha mostrado una gran naturalidad ante los medios de comunicación, de hecho fue ella misma la que dio a conocer su noviazgo con el príncipe griego a través de su perfil de Instagram

Forman una pareja de lo más cosmopolita. Antes de que comenzara su relación con Felipe, Nina Flohr alternaba su estancia en Londres, donde tiene su residencia habitual en el exclusivo barrio de Nottin Hill, con visitas constantes a California, donde trabaja y practica surf. Además, la paradisíaca la isla de Benguerra, cerca de la costa de Mozambique, se  ha convertido en los últimos años en su refugio, dado que ha desarrollando un lujoso hotel que cuenta con un centro de conservación medioambiental.

Por su parte, el príncipe griego, que al igual que sus hermanos también estudió en la capital inglesa, terminó la secundaria en Estados Unidos. Después, el hijo de Constantino estudió Relaciones Internacionales en Washington y realizó prácticas en la sede de Naciones Unidas, ubicada en Nueva York. Actualmente desarrolla su profesión en el mundo de las finanzas en la ciudad de los rascacielos, destino que muy pronto podría cambiar para fijar uno con la que será su esposa.

[Más información: Beatriz de York y Edoardo Mapelli: primeras imágenes de su boda secreta e íntima]