La infanta Sofía de Borbón y Ortiz, la segundogénita de los reyes Felipe VI (52 años) y Letizia (47), cumple 13 años este miércoles 29 de abril. La hermana pequeña de la princesa de Asturias (14) celebrará una nueva vuelta al Sol en un contexto diferente al de otros años.

Si bien hace tan solo 365 días Sofía cumplía 12 años de la forma más discreta posible y separada de su madre por más de 8.000 kilómetros -la Reina se hallaba justo en un viaje de cooperación en Mozambique-, este año lo hará junto a sus padres y su hermana mayor, confinada en su hogar, el Pabellón del Príncipe de El Pardo, a causa de la pandemia del coronavirus. 

La infanta Sofía y la princesa Leonor dedicando unas palabras a los españoles por la crisis del coronavirus.

Pero no es el día 29 de abril el único gran momento de Sofía. Se puede decir que igual que el pasado mes de octubre fue el mes de Leonor -la heredera al trono de España cumplió 14 años tan solo días después de pronunciar su primer discurso en los prestigiosos premios Princesa de Asturias-, este cuarto mes del año es el de Sofía. Hace tan solo seis días, el pasado 23 de abril, la infanta debutaba hablando por primera vez en público para todos los españoles.

Lo suyo fue una doble misión. A las 18 horas de la tarde, junto a su incansable compañera, su hermana, se sumó a la tradición lectura de El Quijote que cada año organiza el Círculo de Bellas Artes. Dos horas después, a las 20 horas, coincidiendo con el momento en el que la sociedad agradece con aplausos la labor de los sanitarios y miembros de otros sectores con tareas esenciales para luchar contra el coronavirus, la infanta dedicaba unas palabras de cariño y aliento a todos los niños y jóvenes del país. 

Según la información que maneja JALEOS, la entrada de Sofía en la adolescencia está provocando, en cierta manera, que se despierte su irrevocable espíritu de libertad e independencia. Asume su papel, sabe quién es y a qué institución pertenece de manera congénita. Eso no la salva de no de llevar bien del todo el hecho de tener siempre tras de sí a una persona de seguridad que controla todos sus pasos, movimientos e incluso sus conversaciones con amigos y amigas.  

Sofía, la infanta más natural y espontánea 

La infanta Sofía en Oviedo. Gtres

Desde el nacimiento de Leonor y Sofía, quienes se llevan exactamente un año y medio de diferencia, los ojos de todos están posados sobre ellas. La sobreprotección que sus padres han ejercido sobre las infantas ha provocado que poco o nada se sepa realmente de su personalidad, sus gustos o sus aficiones. De sus contadas apariciones en público al año -no suelen ser más de tres o cuatro- es de donde se extrae la mayoría de datos. Se percibe, por ejemplo, que entre las hermanas existe una gran complicidad, cariño y buena sintonía.

Leonor, sobre quien recae el gran peso de responsabilidad al tratarse de la heredera, suele mostrarse más comedida, sosegada, quizá más tímida. En cambio Sofía, siempre del lado de su madre, en un maduro segundo plano, es más espontánea, más natural, más rebelde. El claro reflejo de su forma de ser quedó plasmado en el vídeo que la Familia Real difundió con motivo del 50 cumpleaños del rey Felipe VI.

La infanta Sofía se ríe al ver cómo su hermana se quema con la sopa. Casa Real

En él se pudo ver cómo la infanta se ríe a carcajadas de su hermana Leonor en el momento en el que ésta última se quema con la sopa hasta casi brotar las lágrimas de sus ojos. En otro momento del clip, Sofía mira fijamente a cámara, como si un ente extraño estuviera invadiendo su territorio y es su madre, la reina Letizia, quien entre risas le reprende con un cariñoso "Sofía...". Su padre, el Rey, también tiene un momento de complicidad con su hija pequeña y le pregunta: "¿Y tú por qué te ríes tanto?". Ella, irreflexiva como la niña que es, responde como pocas personas contestarían a un rey: "Es que me hace gracia". 

La Familia Real almorzando en el comedor de su casa.

Desde entonces, la hija menor de los Reyes empezó a despuntar y a acaparar la atención de muchos, incluyendo a la prensa internacional. El Daily MailBunte o la revista francesa Gala han llegado a destacar "la altura y la belleza" de Sofía por encima de la de Leonor.

De los pocos datos que han trascendido de la pequeña de los Borbón y Ortiz es que es una brillante estudiante a la que se le da especialmente bien la informática. Tiene un alto nivel de inglés, al igual que su hermana, quien lo demostró en sus discursos en los premios Princesa de Asturias y de Girona; y recibe clases particulares sobre Historia, Costumbres y Lenguas de España. Sofía también es una apasionada del fútbol, deporte que le encanta practicar.

Y también hace teatro, una de sus asignaturas favoritas gracias al profesor de Arte Dramático Jaime Bohigas, quien le imparte clases en el Santa María de los Rosales. En el citado vídeo emitido por la efemérides del Rey, Sofía comenta lo siguiente a su madre: "Mami, hoy es el primer día que vamos al salón de actos a ensayar". "Anda, ¿estáis ya con el profesor o está Patricia? ¿O está Jaime? ¿Quién está hoy?", pregunta Letizia. Así, con la naturalidad de una infanta de España que no deja de ser una adolescente con deseos de libertad responde a la Reina: "Hoy... No lo sé". 

[Más información: El mensaje de Leonor y Sofía a los españoles: "Todos sois importantes. Gracias a los que estáis ayudando"]