Televisión

La noche de las dos Españas: los "postureo" de Astral contra los "caspa" de OT

En la jungla. La noche del domingo dejó un debate más allá de las preferencias televisivas de los españoles en pleno 'prime time' patrio. 

A la izquierda, un momento de 'OT Reencuentro'; a la derecha, otro del documental 'Astral'.

A la izquierda, un momento de 'OT Reencuentro'; a la derecha, otro del documental 'Astral'.

  1. Twitter
  2. Operación Triunfo
  3. Salvados
  4. Jordi Évole
  5. Televisión

Este domingo fue noche de regresos, de reencuentros y, por ende, de la escenificación frente al televisor de las dos Españas. Televisión Española volvía a reunir, después de 15 años, a los protagonistas de la primera edición de 'Operación Triunfo' en 'OT: El reencuentro', un documental con el que se pretende rendir homenaje a uno de los programas más exitosos de la cadena pública. Al otro lado del ring televisivo, otra vuelta, la de 'Salvados'. Jordi Évole y los suyos estrenaban en abierto 'Astral', una película documental sobre el drama de los refugiados que intentan cruzar el Mediterráneo desde el Líbano. 

El programa protagonizado por los 'triunfitos' fue el ganador de la noche al alcanzar un 24,8% de cuota de pantalla y más de 4.700.000 espectadores. Por su parte, 'Astral' consiguió congregar a 2.784.000 espectadores, con un 14% de share. Ambos programas consiguieron alcanzar lo más alto del trending topic patrio con sus respectivos hashtags: #OTReencuentro y #Astral.

Así, mientras que el primero se convirtió en un festival de la nostalgia, donde los tuiteros tiraron de sorna para comentar el programa y pedir que se repitieran algunos de los momentos más esperados por todos...

...Jordi Évole atizaba una vez más las conciencias de los telespectadores gracias a un programa crudo, dedicado a mostrar la realidad del horror que sacude casi a diario el Mediterráneo a través del periodismo.

Sin embargo, más allá de audiencias, hashtags y trendings topics, el 'combate' televisivo evidenció la división existente en las preferencias del 'prime time' patrio. A un lado, los que se decantaron en la noche del domingo por un programa de entretenimiento de la televisión pública española. Al otro, los que optaron por la película documental de La Sexta. 

Pero más allá de preferencias televisivas, el enfrentamiento entre ambos programas ha servido para desatar una guerra contra los que utilizaron Twitter para aleccionar al resto de televidentes por pulsar el botón número 1 del mando. Numerosos usuarios han clamado contra la superioridad moral de unos espectadores frente a otros. 

Pero la crítica no ha quedado aquí. Tras la evidencia del drama en el Mediterráneo, tras los índices de audiencia, tras el debate de las dos Españas, algunos tuiteros han pedido dar un paso adelante para no cerrar los ojos ante lo que anoche se vio en televisión.  

Una crítica que a algunos les ha costado claras descalificaciones. 

Y que tendrá seguramente su continuidad el próximo domingo, cuando ambos programas vuelvan a enfrentarse. ¿Doble moral española?