Periscope

Un testigo explica el enfado de la madre de #NiPeriscopeNiHostias: "Fue por una foto de perfil"

En la jungla. @Mariuuuus presenció en directo el incidente entre una madre, su hija y una amiga que ha arrasado en Internet.

La madre de Nayara lo deja claro: ni Periscope, ni hostias.

La madre de Nayara lo deja claro: ni Periscope, ni hostias.

  1. Periscope
  2. Twitter
  3. Menores
  4. Protección de menores
  5. Redes sociales

Es el viral del momento. En pocas horas ha alcanzado el podio de fenómenos como 'La he liado parda' y 'Si ya saben cómo me pongo...' Dos adolescentes tumbadas en una cama están hablando a través de la aplicación Periscope para retransmitir en directo. Entra la madre tronando, categórica: "Se ha acabado. ¡Ni Periscope ni hostias! ¡Ni hostias! ¡Un tío con la polla al aire!"

"¡Estáis en Periscope y ha salido un tío con la polla al aire!" - continúa la mujer a pesar de las protestas de las chicas. "Y como te metas en el Periscope, Nayara, verás" - amenaza.

Durante varios minutos el móvil que ha arrebatado de manos de las muchachas enfoca a la progenitora furibunda. Los participantes en el directo comentan con estupor, algunos intentan calmarla. 

"Me tienes quemadísima" - clama la sofocada madre, taconeando con rabia mientras recorre los pasillos de su casa. "No puedo más. ¡Con la mierda de los móviles!" - grita, mientras busca la manera de cortar la retransmisión. "Vas a ver tú qué pronto se va a acabar todo", se la oye amenazar antes de que la imagen se vaya finalmente a negro.

La difusión del vídeo ha lanzado especulaciones de toda índole. ¿A qué se estaban dedicando las chicas como para que alguien mostrase su miembro? ¿No es la interpretación de la madre indignada demasiado perfecta como para no sospechar de un montaje? En cualquier caso la trascendencia del hashtag #NiPeriscopeNiHostias ha sido suficiente como para que la Policía lo utilice como aviso para que los padres vigilen los contenidos que consumen sus hijos.

Es a través de Periscope, sin embargo, donde encontramos una explicación a la escena. Nos la da @Mariuuuus, alias de Mario, un joven valenciano que lo presenció en directo y que en las imágenes grabadas escribe los mensajes intentando calmar a la madre. En la mañana del martes ha respondido a la curiosidad de los usuarios de esta red sobre la escena estrella del momento.

Comenzamos por la disposición de los personajes. Retransmite la famosa "Nayara", la muchacha del pelo rizado que sostiene el móvil. Pero el perfil de Periscope que usan - ya borrado - es el de su amiga María, que está de visita en su casa. El móvil es del padre de Nayara y la madre, mientras las chicas retransmiten desde una habitación, está vigilando la conversación desde el salón con una tablet.

Mario no conoce a María. "Me empezó a seguir, vi que hacía cosas bastante locas por Periscope y me puse a seguirla", explica. El famoso directo que ha dado la vuelta a la Red hispanohablante sólo estaba siendo seguido por "cinco" personas, asegura. Y las muchachas no estaban subiendo el tono: "Hablaban de sus cosas, de Instagram..." 

¿Qué desencadenó entonces la cólera de la madre de Nayara? El famoso "tío con la polla al aire" que vio, explica Mario, es un usuario que empezó a seguir a María y cuya imagen de perfil eran unos genitales masculinos. "Uno de estos pervertidos" - explica. "Y la madre se emparanoió".

"Dos días lleváis con el Periscope..." continúa reprochando la madre de Nayara en el corte ampliado de la grabación. También se oye como explica al padre que han usado su móvil porque se quedaron sin batería en el propio.  "No, no me río, me salta el corazón. Si el primer vídeo que salta es un tipo con la polla al aire, ya me dirás tú... Qué asco, por Dios". 

La imagen obscena, por lo tanto, no correspondía a un vídeo que estuviera viendo su hija ni a una interacción que ella hubiera solicitado. Pero su frustración es comprensible: más allá de reportarla a la red social, es poco lo que puede hacer para bloquear esta clase de contenidos cuando adolescentes de la edad de Nayara y María pueden fácilmente esquivar los bloqueos parentales. Mientras tanto, a su madre no le faltan los motivos para acabar más harta todavía de las redes sociales ahora que se ha convertido en meme.