PREMIER LEAGUE

Los 'popes' del United, contra José Mourinho

Dentro del inmenso estallido de júbilo que ha supuesto su fichaje entre la afición hay voces críticas. No todas las leyendas del Manchester están al 100% con el portugués: entre ellos, Cantona. 

Cantona, en el Manchester United-Leicester.

Cantona, en el Manchester United-Leicester. Reuters

  1. José Mourinho
  2. Manchester United
  3. Premier League
  4. Eric Cantoná

Tras días de espera y angustia en el seno de la afición mancuniana, José Mourinho ha sido finalmente anunciado como el elegido del Manchester United. El portugués tiene que contrarrestar el efecto Guardiola del City con una plantilla peor, con menos base sobre la que construir, menos tiempo para ello (Pep ya se ha reunido varias veces este año con los directivos del City para perfilar fichajes) y más dificultades para fichar, ya que no jugarán Champions League. Y a esto hay que sumar declaraciones de ciertas leyendas del United que no han respaldado al 100% a Mourinho, los hay que como Cantona lamentan haber llegado tarde para fichar a Pep Guardiola.

Voces críticas y dardos envenenados

Eric Cantona, con su habitual y apabullante sinceridad, dejó tiritando a la afición del Manchester United. Ya sin el '7' a la espalda ni las solapas del cuello subidas volvió a acaparar toda la atención al afirmar que “Guardiola era a quien deberíamos haber elegido”. Una declaración que no desmerece a Mourinho, pero que tampoco le ayuda: “Pep es el hijo espiritual de Johan Cruyff y me hubiese encantado verle en el United”.

Cantona reconocía en The Guardian que no cree que Mourinho sea el que mejor se amolde a la identidad de Old Trafford: “Me encanta su personalidad. Es muy inteligente y siempre pide el 100% a sus jugadores. Ha demostrado que es un ganador, pero no creo que sea el fútbol que gusta a los aficionados del United. Claro que puede ganar títulos, pero no es eso lo que la afición espera, incluso si gana”.

Mourinho posa con la camiseta del Manchester United.

Mourinho posa con la camiseta del Manchester United.

En esa línea también se pronunció Paul Scholes en declaraciones a la BBC. El que fuera dueño del centro del campo de Old Trafford ensalza la habilidad de Mourinho para ganar títulos y su experiencia en “grandes clubes”, pero su primer paso debe ser adaptarse: “Lo primordial es que respete los valores y además de ganar divierta a los aficionados”.

Cuando se habla de los valores del United se basa todo en dos premisas: la primera, un estilo enérgico más ofensivo de ataques rápidos y muchos disparos; y, segundo, la cantera. El gran miedo con Mourinho –según The Times casi le descartan por ello- es que no apueste por los jóvenes. El United lleva alineando al menos un canterano en los onces titulares desde octubre de 1937.

La hemeroteca tampoco ayuda a allanar el camino de Mourinho. Sir Bobby Charlton, leyenda del club que da nombre a uno de los laterales de Old Trafford, hablaba en 2012 de Mourinho: “[En referencia al incidente con Tito Vilanova] Eso no lo haría un entrenador del United. Es un gran entrenador, pero…”. En cuanto a su carácter, Charlton reconoció a The Guardian que no es de su beneplácito: “Pontifica demasiado para mi gusto. No me agrada demasiado”.

Esta entrevista a Charlton se dio en 2012 cuando Sir Alex Ferguson ya había comunicado su retirada a Mourinho y Bobby Charlton. ¿Influyó decisivamente para que no fuera elegido como sucesor? Ferguson siempre ha expresado su admiración hacia Mourinho, la duda es si fueron los valores enfrentados o la mala valoración de Charlton lo que apartaron al portugués de un cargo con el que siempre se le ha relacionado.

Las voces a favor de José Mourinho

No todo han sido dardos en contra del portugués. Todos ensalzan su mentalidad y su currículum ganador con clubes en horas bajas para despertar a un aletargado United, aunque a algunos pesos pesados como Cantona o Bobby Charlton no les termine de convencer.

Rio Ferdinand destaca que Mourinho llega como un “animal herido” y que eso en un “ganador natural” como él le hace perfecto: “Estará desesperado por acallar a la prensa después de su mal año en el Chelsea. Venía de ganar la liga y la Capital One, pero perdió a su vestuario. Esa gran personalidad de Mourinho está hecha para un club como el United”.

Otra leyenda del fútbol inglés, pero del máximo rival, del Liverpool, también ha dado la bienvenida a Mourinho. Jamie Carragher reconoce a Sky que “no es la persona ideal porque no encaja con las premisas del United en términos de sacar a canteranos y del estilo de juego practicado en los últimos años pero traerá muchos éxitos al United”.

A falta de declaraciones actualizadas de Sir Alex Ferguson, esta vez la hemeroteca ayuda a Mourinho. Sir Alex apoyó públicamente a Mourinho tras su último despido (diciembre 2015): “No hay ningún argumento a favor de despedir a uno de los mejores de todos los tiempos. Ha ganado dos Champions, ha ganado la liga en cada país que ha entrenado… Hay que ser idiota para despedirle”. Aunque como es lógico no siempre se mandaron palabras de apoyo durante los años de enfrentamientos: “[En marzo 2006] Estaremos en peligro si escuchamos todo lo que dice José. No dejaré a mis jugadores que caigan en esas trampa”. “[Abril 2007] Mourinho critica mucho a los árbitros y los ‘favores’ al United, pero tengo un archivo grande en mi oficina sobre los árbitros y el Chelsea. Parece estar en una especie de cruzada personal y me sorprende que no se hayan tomado acciones contra él porque no es justo para el juego, lo tiene todo calculado”.

Sir Alex Ferguson en la grada de Old Trafford.

Sir Alex Ferguson en la grada de Old Trafford. Reuters

Aunque lo más esperanzador que tiene el Manchester United en José Mourinho es una declaración de Ferguson tras el primer despido del portugués con el Chelsea en septiembre 2007: “He disfrutado al competir contra él, trajo aire fresco a nuestro fútbol. Cuando veo a José me veo reflejado en muchas de las cosas que hace. No sé con quien compartiré mi vino ahora, le deseo lo mejor”.

Mourinho ha sido el elegido por levantar grandes en apuros en poco tiempo. Al fin y al cabo, la identidad del United ha estado en entredicho con Louis van Gaal y a nadie parecía importarle mientras se cumplían objetivos, el United no está en una situación como para preocuparse del estilo, sino de los resultados.