Nunca, nadie, bajo ningún pretexto, debería de trabajar gratis. Ni siquiera durante el aprendizaje de un oficio deberíamos consentirlo aunque del dicho al hecho haya un buen trecho. El tiempo, el talento, la creatividad, la formación y la gestión se pagan. Esto, que parece evidente, no lo es tanto en lo referente a ciertas profesiones; es decir, nadie duda de que haya que pagar a un médico o a un juez lo que le corresponde, pero sí se cuestiona a músicos y artistas

Noticias relacionadas

Precisamente, una chica que pertenece a este segundo gremio ha demostrado que la caradura de la gente no conoce límites. Ella se llama Nerea, tiene 23, vive cerca de Barcelona y atesora un gran talento como retratista hiperrealista. Emplea, como es lógico, las redes sociales para dar a conocer su trabajo y para captar clientes; pero también se encuentra al otro lado con respuestas realmente ofensivas.

La joven compartió en su cuenta de Twitter un par de capturas de una conversación que mantuvo con otra persona que empezó diciéndole que "flipaba" con sus dibujos. Nerea agradeció el cumplido y la otra parte confesó que quería pedirle un retrato; pero la artista le comunicó que había lista de espera y hasta finales de diciembre no podría ser. "Bueno, tranquila, si no tengo prisa".

"Te me relajas"

Nerea le dijo que genial, que le pasaba los precios y he aquí la polémica: "Ah, ¿que pagas?". Risas. Interrogaciones. La artista que pilla que aquello no era ironía y estaba pasando de verdad: "¿Quieres decir que si cobro? Claro que cobro". "¿Cómo? ¿Por dibujarme a mí cobras? Pensaba que me ibas a pagar tú a mí por usar mi cara, ¿no? Además has visto mis seguidores, eso es publicidad para ti, eh":

El tuit de Nerea ha tenido una gran repercusión con más de 27.000 likes; pero todavía algunos dudaban de la veracidad de la historia, así que la joven la ha completado con este mensaje: