Una joven se encarama a las vigas del puente D. Luis I de Oporto, una obra maestra de la ingeniería construido por el ingeniero francés Gustave Eiffel, se quita la ropa y se arroja de cabeza al Duero: una caída de 45 metros. Acto seguido, reaparece y sale caminando por la orilla por su propio pie. 

Noticias relacionadas

Éste es el contenido del vídeo viral que ha conmocionado a Portugal y que se ha distribuido masivamente a través de whatsapp y las redes sociales. Ocurrió sobre las 18.00h del viernes por la tarde y fue grabado desde varios puntos de vista por los transeúntes que se vieron sorprendidos por la escena.

La rapidez con la que actuó la joven impidió que la Policía llegase a tiempo para impedir el salto. Una patrulla marítima estuvo inspeccionando la zona instantes después, pero no se han practicado detenciones.

La única información que ha trascendido de la temeraria protagonista es que sería una turista extranjera de visita en la ciudad, brasileña según fuentes.

Tampoco ha sido identificado el autor del primer vídeo, que se encaramó con ella a lo alto del puente, ni otro joven que se ve junto a ella con el torso desnudo y animándola. Otro grupo puede verse a la altura de la calzada, animando y recogiendo la ropa que tira la chica.

No es excepcional que se produzcan competiciones de zambullidas entre jóvenes desde las alturas del puente D. Luis I. Sin embargo, como recuerda la prensa local, "el nudismo está prohibido en Portugal excepto en los lugares en los que se haya concedido expresamente una autorización municipal para ellos", lo que no es el caso de la principal conexión para el tráfico rodado entre ambas orillas de Oporto.

[Más información: Graban a unos británicos practicando sexo en una plaza de Magaluf a plena luz del día]