El huracán Irma nos ha dejado imágenes de todo tipo, especialmente dramáticas. Pero eso no quita para que también veamos el lado más amable de la vida encarnado en los cientos de miles de personas que están poniendo su voluntad y su esfuerzo en reconstruir las zonas afectadas. Una de esas personas es la hermana Margaret Ann, una monja que, vestida con su hábito, no dudó en salir a la calle y colaborar en su limpieza. Como los troncos de los árboles caídos ponían en riesgo a la comunidad no dudó en sacar su motosierra.

Margaret fue protagonista de un vídeo grabado por la policía de Miami que, como suele ocurrir en estos casos, terminó haciéndose viral tras millones de reproducciones. La llamada ya "monja de la motosierra" decidió poner en práctica lo que ella misma inculca a sus alumnos: "Haz lo que puedas por ayudar a los demás, no pienses en ti misma". Así que, sin pensárselo dos veces, se puso a colaborar con la policía y los bomberos en la limpieza de las calles de Miami. La imagen de una monja con motosierra cortando las ramas resultó ser demasiado llamativa como para no fijarse.

Margaret Ann es la directora de un instituto de Miami, el Arzobispo Coleman Carroll. Y escenifica lo que suele darse tras todas las catástrofes: siempre hay personas que hacen lo que pueden para ayudar a los demás. Incluso aunque no encaje con tu trabajo habitual, como una motosierra con el hábito de monja.

Según cuenta CNN, el instituto de la hermana Margaret quedó afectado por el huracán Irma sin que se sepa aún cuándo podrá reabrir. Aunque seguro que con la hermana Margaret, y su fiel motosierra, el tiempo de espera consigue reducirse.

Te recomendamos

Outbrain

Contenido patrocinado

Outbrain