El pasado 10 de mayo, en una nueva entrega del programa Mi casa es la tuya que emite Telecinco, Bertín Osborne entrevistaba a Paz Vega. La actriz presentaba, junto a su compañero Jesús Castro, la nueva serie que protagonizan en la cadena: Perdóname, Señor.  En un momento de la charla entre ambos sale a colación la amistad que mantiene Paz Vega con otra actriz de renombre internacional, Nicole Kidman. Osborne le pregunta entonces a su invitada "¿Qué se ha hecho Nicole Kidman en la cara?". 

Noticias relacionadas

El comentario, fue el detonante de un post que el escritor Roy Galán tituló con la misma frase para reflexionar sobre un asunto más amplio: la tiranía de la belleza a la que se somete a las mujeres y cómo todo lo relativo a su aspecto físico eclipsa su labor profesional. "Da igual que Nicole sea una de las actrices que más riesgos interpretativos ha asumido en su carrera, que haya estado nominada al Oscar a mejor actriz de reparto el años pasado, que presente este año tres películas y una serie en el Festival de Cannes", escribía Galán. "Da igual lo profesional que pueda ser Nicole. Aquí lo único que importa es su cara y lo que se ha hecho con ella".

Su reflexión, publicada al día siguiente de la emisión del programa, ha superado en menos de 24 horas las 4.700 reacciones y ha sido compartido por más de 1.800 personas. "Yo no pretendía hacer un linchamiento de Bertín ni del programa", explica por teléfono Galán a EL ESPAÑOL, "pero hay ocasiones, como en este caso, en que la actualidad te permite debatir y reflexionar sobre asuntos que afectan a una parte muy importante de la sociedad". 

El escritor -que acaba de publicar su primer libro Irrepetible- recuerda que estaba viendo el programa porque es muy cinéfilo y una de sus películas favoritas es Lucía y el Sexo, una cinta de Julio Medem protagonizada por Paz Vega. "Ya durante la retransmisión hubo muchos comentarios sobre Paz Vega y sus desnudos en la película que me chirriaron bastante porque no tenían nada que ver con su interpretación, pero el comentario sobre Nicole Kidman ya me pareció de un desprecio total hacia su trabajo".

Galán explica que el feminismo y la igualdad de género son asuntos que ya ha abordado en otras ocasiones. "Siempre me gusta escribir desde la empatía y el afecto, pero siendo combativo", señala. "Este ataque al aspecto de mujeres que tienen una proyección pública es algo que ya he escuchado muchas veces y me molestó, porque creo que es necesario reflexionar y entender qué las puede lleva a hacer eso o a sentir que deben cambiar para seguir agradando o teniendo trabajo". 

Este post no ha sido el único que se ha compartido por miles de personas desde su cuenta de Facebook, pero sí ha sido uno de los que, dice, más debate han generado de los publicados recientemente. "Al final el patriarcado y todo lo que supone es algo que nos afecta a todos", recuerda. "Y está muy bien que cada vez más se identifiquen y señalan estos micromachismos. Ya es hora de que a las actrices se las trate igual que a los actores y que se las pregunte por su trabajo y no por sus tetas". 

A sus 36 años Galán dice haber encontrado en la escritura una nueva vocación después de trabajar durante más de once años como jurista en la administración pública. Su página de Facebook la abrió, precisamente, para ir creando una marca personal en torno a sus textos y ahora tiene una comunidad que supera los 100.000 seguidores. 

Este es el texto completo publicado por Roy Galán:

¿Qué se ha hecho Nicole Kidman en la cara?

Eso es lo único que le ha preguntado Bertín Osborne en su programa a Paz Vega al enterarse que las actrices eran amigas.

Da igual que Nicole sea una de las actrices que más riesgos interpretativos ha asumido en su larga carrera, que haya estado nominada al Oscar a la mejor actriz de reparto el año pasado, que presente este año tres películas y una serie en el Festival de Cine de Cannes, que hace nada haya participado en una grandiosa serie como Big Little Lies en donde está inmensa.

Da igual lo profesional que pueda ser Nicole.

Aquí lo único que importa es su cara y lo que se ha hecho en ella.

Algo que según la opinión de un hombre es malo porque supuestamente y, según su criterio, está más fea.

Aquí lo único que importa es la belleza.

Te voy a explicar lo que se ha hecho Nicole en su cara, Bertín

Me gusta repetir mucho "su" porque es suya, de su propiedad y de nadie más. No lo olvidemos.

Dice Naomi Woolf en su libro El mito de la belleza que a medida que las mujeres blancas, occidentales y de una determinada posición social se han ido liberado, han aumentado de manera proporcional las operaciones estéticas y los trastornos alimenticios.

La belleza se ha convertido así en el medio más eficaz de control de las inquietudes de las mujeres.

Por la necesidad de conseguirla y de mantenerla.

Por el miedo a no conseguir la perfección y a perderla.

Lo que se ha hecho Nicole Kidman en su cara es intentar luchar contra sus fantasmas y temores.

Unos que tienen que ver con un hecho tan comprensible como que pueden dejar de quererla, porque la industria y las personas así se lo han demostrado.

Pero tú no tienes miedo a que te dejen de querer, ¿verdad Bertín?

Tú eres hombre.

Y resulta que no te has enamorado de una mujer mayor que tú y poco agraciada, no.

Te has enamorado y casado con una mujer veinte años más joven que tú y que, oh claro, fue reina de la belleza.

Y aunque estés calvo y viejo, serás considerado un madurito interesante.

Y aunque roces los setenta años puedes seguir presentando un programa de televisión.

¿Igual que Paula Vázquez, no?

Y desde ese programa mi polla es la tuya puedes dedicarte a criticar el rostro de una mujer.

Una mujer que, como todas, lucha día a día por seguir trabajando y sentir que puede seguir siendo deseada.

A pesar de hombres como tú, Bertín.

De todo ese heteropatriarcado de mierda que nos pone fecha de caducidad y nos esconde cuando ya no somos comestibles.

Lo que se ha hecho Nicole en su cara es un intento por sobrevivir.

Y a las supervivientes no se las apedrea.

Se las abraza al regresar a casa