La primera moto eléctrica de Kawasaki ha sido creada con el nombre EV Endeavor, y representa el futuro de una marca asociada con la deportividad más extrema, algo que no solemos decir de las motos eléctricas.

Noticias relacionadas

Hasta ahora, la mayoría de motos eléctricas han sido diseñadas para el uso en ciudad, no en circuitos o carreteras de montaña; es por eso que los fanáticos de las dos ruedas hasta ahora han tenido pocos motivos para sentirse entusiasmados con esta nueva tecnología.

Pero si algo nos han enseñado los coches eléctricos, es que es perfectamente posible ofrecer una experiencia deportiva con baterías en vez de un motor de combustión. No será fácil, ya que hay factores que son muy más importantes en una moto, como el peso, que en un coche pueden pasar a un segundo plano.

La moto eléctrica de Kawasaki

La Kawasaki EV Endeavor representa el trabajo que el fabricante japonés ha realizado en los últimos años para conseguir una experiencia "excitante" con una moto eléctrica a baterías.

Gracias a las propias características de un motor eléctrico, podremos conseguir una gran aceleración desde cero; sin embargo, en la mayoría de motos eléctricas, ese es el único momento emocionante, por así decirlo, en su conducción.

En cambio, la moto de Kawasaki tendrá un cambio de marchas de cuatro velocidades, algo realmente raro no solo en motos eléctricas sino en vehículos eléctricos en general, que suelen tener una sola marcha. Eso es porque los motores eléctricos siempre aportan el máximo par motor en cuanto apretamos el acelerador, así que no se requiere cambiar de marcha para alcanzar el rango de revoluciones óptimo como ocurre con un motor de combustión.

Con cambio de marchas

Pese a eso, Kawasaki ha decidido implementar un cambio de marchas, que además es manual y se acciona con el pie como con una moto convencional. Eso se traduce en una experiencia de conducción más activa, en la que tenemos que hacer más cosas y no está tan automatizada como ocurre en muchos vehículos eléctricos, una de las mayores críticas de los entusiastas a los que les gusta conducir.

La otra ventaja de usar un cambio de marchas es que la EV Endeavor será capaz de alcanzar una mayor velocidad punta, que es precisamente una de las debilidades de los vehículos eléctricos en general.

Kawasaki no es la primera que ha pensado algo así. El Porsche Taycan ya sorprendió a todo el mundo con un sistema de dos marchas sólo para las ruedas traseras, pero en su caso es automático: la marcha más corta sólo se usa en las salidas con el modo deportivo activo, y fue su secreto para enfrentarse al Tesla Model S en aceleración.

Por el momento, la Kawasaki EV Endeavor no tiene fecha de lanzamiento ni precio, pero ya se plantea como uno de los futuros lanzamientos más interesantes.