Ha llegado tarde en la década, pero Cats va camino de convertirse en una de las películas más polémicas del periodo. Esta adaptación del famoso musical ya sufrió todo tipo de reacciones con la publicación de su tráiler, y el estreno no ha mejorado las cosas precisamente.

Noticias relacionadas

Buena parte de las críticas se centran en los efectos especiales, aunque no tanto por su calidad como por su aplicación. La manera en la que los actores humanos han ganado cuerpos felinos es chocante para buena parte de la audiencia, y la crítica no ha dudado en regodearse ante un previsible fracaso.

Esta parece ser de esas películas con muchas historias tras las cámaras, de esas que sólo se revelan años después; como prueba, el hecho de que apenas 36 horas antes de la premiere, la cinta no estaba terminada.

Los efectos de Cats, sin terminar

El director Tom Hooper ha admitido que realizó cambios hasta el último momento, y se nota. No sabemos si las críticas serían diferentes con más tiempo, pero quitando el aspecto artístico, la película aún tiene partes sin completar.

Es algo más notable en algunas escenas que en otras; uno de los principales errores está en la aparición de "partes humanas" en los personajes, que no han recibido el tratamiento digital. Por ejemplo, en una escena la mano de Judi Dench se ve claramente, incluido el anillo nupcial.

Este parece haber sido un problema muy común durante la producción, ya que el mencionado tráiler ya incluía una escena en la que aparecía una mano humana saliendo de una manga, en este caso la de la actriz Rebel Wilson.

Estos problemas han obligado a la productora, Working Title, a lanzar una nueva versión de la película; según The Hollywood Reporter, algunas salas de cine han recibido la notificación de que tendrán que sustituir la cinta que están usando por una nueva que ya ha sido enviada. El propio Hooper estaría detrás de esta decisión, que sumaría a los costes de 100 millones de dólares que ya acumula la película.

Cine actualizable

Hay que aclarar que no es la primera vez, ni mucho menos, que un director decide mejorar su película. Es habitual que las ediciones en DVD y Blu-Ray, lanzadas meses después del estreno en cine, sean modificadas; suelen mejorar los efectos visuales, e incluso es posible que se vuelvan a grabar algunas escenas. También es normal que la banda sonora y el doblaje se mejore con el paso del tiempo.

Pero esta es la primera vez que una película recién estrenada en cine recibe más modificaciones digitales; y aunque no es precisamente un motivo de orgullo, sí que es una demostración de cómo las nuevas tecnologías hacen posibles estos cambios.

Es precisamente debido a que Cats depende tanto de los efectos digitales que es posible modificar escenas sin necesidad de grabarlas de nuevo. Puede que la decisión de optar por modificaciones digitales en vez de trajes y maquillaje haya tenido consecuencias en la producción; pero también implica que solucionar esos errores haya sido más sencillo.

Todo esto es muy familiar para los jugadores, acostumbrados a recibir parches con modificaciones para sus juegos; incluso es cada vez más habitual lanzar juegos sin terminar para cumplir con los plazos, lanzando un parche el mismo día del estreno.