Si bien la producción de Apple no parece estar exenta del efecto del coronavirus, parece que todo apunta a que la firma de Cupertino no se rinde y dará mucha guerra en cuanto a innovaciones. Concretamente, se habla de que las pantallas mini-LED dominarán todo el portfolio de productos de la marca, estando hasta en 6 nuevos productos que se presentarán en los 2 próximos años.

Noticias relacionadas

De nuevo, estamos ante el prestigioso analista Ming-Chi Kuo a través de MacRumors, en el que se habla de que el coronavirus no ha afectado al desarrollo de las pantallas mini-LED, que además tendrían un ritmo de comercialización totalmente normal. Llegarían, de hecho, a los próximos grandes dispositivos de Apple.

Los beneficiados que veríamos antes de finales de año serían 2 de esos dispositivos: un iMac Pro de 27 pulgadas y un iPad Mini de 7.9 pulgadas. Además, también se espera que otros dispositivos que engrosen esta lista sean MacBook Pro, tanto de 14.1 como de 16 pulgadas.

¿Por qué pantallas mini-LED?

Imágenes del iPad Pro 2020: triple cámara, cristal en la parte trasera y más OnLeaks / iGeeksBlog

Las pantallas mini-LED son una gran alternativa a los paneles OLED y a los IPS, ya que las ventajas que tienen frente a sus competidores hace que ponerlos en dispositivos como los iMac tenga mucho más sentido del que parece. Las mini-LED disfrutan de unos colores más brillantes y de un mejor contraste que las pantallas LCD de toda la vida pero con un detalle importante: no sufren de los problemas de los paneles OLED.

Los OLED, si bien son vibrantes y muy buenos paneles en general, tienen varios problemas. La durabilidad no es tan buena; acaban saliendo marcas en la pantalla con el uso, los llamados paneles con "burn-in". Los paneles mini-LED tienen una mayor durabilidad, y debido a su gran calidad frente a los LCD tradicionales estas pantallas son ideales para creadores de contenido, "target" principal de los iMac Pro.

Por si fuera poco, las mini-LED (que son un paso intermedio entre las micro-LED y las LCD) al tener un tamaño más pequeño, son más fáciles de manejar. Es más sencillo diseñar una pantalla con zonas de atenuación más locales, por lo que la pantalla tendrá un nivel de contraste muy bueno. El problema es el mismo que vemos en los paneles LCD: dependen de algún tipo de retroiluminación, por lo que los negros nunca serán tan buenos como en un panel micro-LED u OLED.

2021 será el año de las mini-LED

MacBook Pro de 16 pulgadas. Apple

Kuo no ha proporcionado una hoja de ruta específica en lo que al iPad Mini se refiere, pero sí ha hablado de algunos de los aparatos que sin duda serán la bandera de esta nueva tecnología para Apple. Se habla de un iPad de 10.2 pulgadas, un iPad Pro de 12.9, un MacBook Pro de 14.1 y finalmente un MacBook Pro de 16 pulgadas. 

¿Y por qué no veremos dispositivos de Apple con micro-LED en vez de mini-LED? No es algo descartable en absoluto; puede ser que Apple se reserve estos paneles para sus modelos más top, pero estos paneles son muy caros y complicados de fabricar. Además, dejar que otros fabricantes desarrollen primero esta tecnología podría valerle a Apple una ventaja importante, ya que se testearían primero estos paneles antes de incluirlos en productos finales.

Via | Mac Rumors