La banca española se enfrenta a su próxima presentación de cuentas trimestrales con sus cotizaciones seriamente dañadas. Las ocho entidades cotizadas en el parqué nacional registran abultadas pérdidas en lo que va de año que, en muchos casos, superan el 50%.

Noticias relacionadas

Banco Sabadell es el mayor damnificado con una brutal caída del 62% en su cotización, dejando su gráfica en 0,39 euros por acción. Las pérdidas superan el 50% en Bankia (que ha vuelto a perder el euro por acción) y Unicaja, mientras que rondan el 45% en Santander, BBVA, CaixaBank y Bankinter.

El difícil entorno que enfrenta el sector ante el reto de la crisis del coronavirus ha provocado una avalancha de recortes de recomendación por parte de los analistas, que anticipan duras caídas en los beneficios y los ingresos de las entidades ante las obligadas provisiones que tendrán que registrar para hacer frente a un entorno de recesión económica y de fuerte subida del desempleo.

Ajuste de valoración

En concreto, los bancos han sufrido un ajuste del 15% de media en sus valoraciones en las últimas semanas, a la espera de unos resultados trimestrales que se esperan flojos… aunque lo peor llegará a partir del segundo trimestre del año.

La suspensión de dividendos también han hecho mella en las recomendaciones del consenso del mercado que, hoy por hoy, solo mantiene su recomendación de ‘compra’ para tres valores bancarios: CaixaBank, Unicaja y Liberbank.

El consenso de analistas recopilado por Refinitiv otorga una valoración a CaixaBank de 2,62 euros por acción, lo que implica un potencial alcista del 62% respecto a los precios actuales. De los 26 analistas que siguen al valor, 15 recomiendan ‘comprar’, frente a 7 que aconsejan ‘mantener’ y tan solo 4 recomendando ‘vender’ títulos de la entidad.

Mejores perspectivas para la evolución en bolsa de las entidades cotizadas en el Mercado Continuo. En concreto, las recomendaciones de compra se agolpan en Unicaja, con 8 de los 15 analistas que siguen a la entidad manteniendo su consejo de ‘compra’. Los otros 7 recomiendan ‘mantener’, con lo que la entidad no tiene actualmente ni un solo consejo de ‘venta’.

¿Posibles fusiones?

Los analistas sitúan su precio objetivo en 0,93 euros por acción, lo que implica un potencial alcista de casi el 97% respecto a su cotización actual. Es decir, consideran que en los próximos 12 meses el valor recuperará todo lo perdido en lo que va de año. La situación se repite en Liberbank, con 7 recomendaciones de ‘compra’, 6 de ‘mantener’ y tan solo una de venta.

Las dos entidades del Continuo se han convertido en los últimos tiempos en las favoritas de los analistas por recomendación, ante la posibilidad de que ambas entren en el ansiado proceso de fusiones que, previsiblemente, se tendrá que reactivar una vez pasado lo peor de la crisis.

En el resto de entidades, las noticias positivas son escasas entre los analistas. Todas mantienen al menos una recomendación media de ‘mantener’, pero la presión en los precios objetivos demuestra que los analistas dudan de la capacidad de las entidades para generar valor a los accionistas en el escenario de crisis.

Entre los temores de las distintas casas de análisis se repiten dos máximas en las recomendaciones. Por un lado, el temor al aumento de la morosidad futura que obligue al sector a realizar mayores provisiones pese a la flexibilidad que el Banco Central Europeo (BCE) ha otorgado en este sentido. Por otro, que el deterioro de los activos termine por impactar, precisamente, en el capital del sector, poniendo en riesgo los años de esfuerzo para sanear balance de las entidades.