El descalabro bursátil que ha traído el pánico inversor al coronavirus sigue sin encontrar fondo. Este es el escenario en el que, ya sea por el oportunismo de construir autocartera con descuento o por intentar amortiguar los descensos de cotización, Naturgy, Banco Sabadell y Meliá Hotels se están atiborrando de acciones propias.

Noticias relacionadas

El Sabadell ha engordado su autocartera declarada ante la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) en nada menos que un 238,4% desde que empezó la crisis del coronavirus en los mercados europeos. Actualmente, el banco vallesano reconoce al supervisor que es dueño de un 0,94% de sus propias acciones, cuando hace poco menos de un mes esta cota era de solo el 0,28%.

Este drástico incremento por el que Sabadell ha triplicado la autocartera declarada llega poco después de un abultado reparto de acciones propias a modo de dividendo. La entidad usó una fórmula poco habitual en su última retribución al accionistas mediante la que entregó a sus inversores títulos propios en su poder y en efectivo solo el redondeo hasta alcanzar el importe total equivalente a 0,2 euros brutos por acción.

La siguiente de la lista de mayores compradores de acciones propias del Ibex 35 en estas últimas semanas es Naturgy. La compañía gasista ha engordado su posición en autocartera nada menos que un 110,9% en este tiempo, hasta alcanzar un 1,98% de su capital social. Esta compañía ha tenido que lidiar, junto con el golpe de las ventas generalizadas por pavor al frenazo económico, con el retroceso de cotización del gas natural, la materia prima en la que fundamenta el grueso de su negocio.

El tercer puesto es para una de las compañías del Ibex que con más fuerza ha caído en este tiempo: Meliá Hotels. La última comunicación de autocartera remitida al supervisor bursátil señala un 3,06% de su capital social, una cota a la que ha llegado tras engordar su posición previa -del 1,98%- en un significativo 54,3%.

Otras que también engordan

Aunque estas tres compañías son las que han recurrido con más soltura a la adquisición de títulos propios en las últimas jornadas, no son las únicas. Otras tantas también han salido ‘de rebajas’ por su propio capital, si bien en proporciones mucho más moderadas.

La siguiente de la lista es MásMóvil que, sin embargo, es uno de los pocos valores que ha soportado con entereza las embestidas bajistas del mercado. A estas alturas de una crisis sanitaria y económica que se prevé más larga y profunda de lo que inicialmente se descontaba, la ‘teleco’ controla un 0,11% de su propio capital. Esto es un 27,4% más que hace tres semanas y media.

El elenco se completa con ACS y Ence. La constructora ha elevado su autocartera declarada ante la CNMV en un 12,4% hasta un 4,34% de su capital social. Mientras tanto, la papelera que varias veces ha repetido al fondo del Ibex 35 en las últimas sesiones ha engrosado su participación en su propio capital un 10,3% hasta alcanzar un 1,48%.

En medio de esta debacle bursátil, todavía siete compañías del Ibex 35 (Viscofan, Mapfre, Indra, Grifols, Enagás, Cie Automotive y Aena) no declaran participación alguna sobre su propio capital. En este sentido, la CNMV revisó recientemente los criterios por los que se podrían tomar y cerrar posiciones sobre autocartera, con el objetivo de volver más transparentes estas prácticas e igualarlas con las normas que rigen en la mayoría de mercados europeos.