La Gran Vía de Madrid esconde muchos secretos, como que sus obras se prolongaron 21 años (hasta 1931), que vivió una improvisada corrida de toros o que en un inicio estaba formada por tres calles independientes cuyo trazado no se pudo hacer recto por respetar la presencia de tres iglesias. Pero su último gran secreto es su nueva arma para recuperarse de los estragos que ha causado la Covid a lo largo de sus 1.300 metros de longitud.

Noticias relacionadas

Cuando hablamos de estragos nos referimos a los cierres de todo tipo de comercios que se han producido por las restricciones -muchos de los cuales no volverán a abrir-, al retraso de aperturas de hoteles, a la falta de consumidores y turistas por sus calles… En fin, a una imagen de la céntrica calle madrileña en la que su vida comercial se detuvo durante meses y ahora espera resucitar.

¿Cómo? Con los grandes atractivos que hacen que un consumidor discurra por sus calles. El primero lo encontraremos el próximo año al final de la calle, concretamente en el Edificio España. En una superficie de 9.000 metros cuadrados, Inditex colocará una tienda de su buque insignia, Zara, de 8.000 m2 y otra de Stradivarius de 1.200 m2.

Por tamaño, es una de las mayores tiendas que tiene Inditex en todo el mundo. Es más grande, incluso, que el establecimiento de Zara que abrieron en Nuevos Ministerios en 2017 y que contaba con una superficie de 5.000 m2. Por aquel entonces ya era todo un hito por su tamaño. Además, en la Gran Vía otro gigante de la distribución, Primark, cuenta con su mayor tienda en España, con una superficie de 12.400 m2. 

Recreación de la tienda de Zara en el Edificio España.

Pero la icónica calle de la capital también verá nacer otro proyecto bajo la marca WOW y la batuta del expresidente de El Corte Inglés, Dimas Gimeno. El proyecto se divide en dos fases: una digital y otra física. Esta última supondrá la apertura de una tienda en el emblemático edificio del antiguo Hotel Roma, construido en 1911, que está ubicado en el número 18 de la vía.

CR7 y el lujo

Otro de los símbolos de identidad que siempre ha ido unido a la Gran Vía es su gran oferta alojativa. De hecho, en su primer tramo, que arrancaba desde la Calle de Alcalá hasta la Red de San Luis, en la Calle Montera, se ubican la mayoría de hoteles de la calle.

Pero no todos, porque en Gran Vía 29, el edificio cuyo bajo ocupa la Casa del Libro será protagonista de un estreno muy esperado. Este 7 de junio abre en soft-opening (de forma parcial) el nuevo hotel de Cristiano Ronaldo en Madrid, con algo de retraso. Estaba previsto que el Pestana CR7 Gran Vía Madrid abriese al público en junio de 2020, pero la Covid aplazó su inauguración. 

Pestana CR7 Gran Vía Madrid.

Pestana CR7 está ubicado en un edificio de la década de 1920, que ha sido sometido a una completa rehabilitación para dotarlo de todas las comodidades y de un estilo contemporáneo con reminiscencias a la época dorada de Madrid. Cuenta con 168 habitaciones.

Y con él se completa una de las grandes apuestas del lujo hotelero en Madrid (más allá del Ritz y del Palace). Porque justo en el edificio donde Zara abrirá su megatienda se aloja el Riu Plaza de España. Este hotel, además, forma el triángulo del lujo hotelero en Plaza España con el VP Plaza España Design (hotel de cinco estrellas inaugurado en 2018) y el Barceló Torre de Madrid. Todos ellos ya han reabierto tras su cierre por la pandemia.

Ahora solo falta que los turistas internacionales vuelvan a llenar los hoteles de la Gran Vía y los comercios de esta céntrica calle de la capital. No hay que olvidar que antes de la Covid los viajeros internacionales se dejaban una media de 289 euros diarios en la ciudad.