Ferrovial sigue dando pasos en la transformación digital del sector de la construcción. Big data, BIM, blockchain y, ahora, simulación en realidad virtual. Una tecnología que se utiliza en campos como la medicina y la educación, y que la compañía presidida por Rafael del Pino está utilizando en distintos proyectos para digitalizar el ciclo completo de las infraestructuras.

Noticias relacionadas

Uno de esos proyectos tiene que ver con la autopista North Tarrant Express (NTE), situada en Texas (Estados Unidos). Ferrovial ha llevado a cabo una réplica digital exacta de la carretera. Y a la misma ha incorporado un simulador de conducción, con tráfico integrado. De esta manera, se puede experimentar la sensación de conducción en la NTE, y con variedad de circunstancias: sol, lluvia, nieve, viento…

Para desarrollar la iniciativa, Ferrovial ha usado la realidad virtual por medio del denominado Digital Twin. Se trata de un concepto tecnológico que consiste en la creación de una réplica de un activo físico en un entorno digital. La finalidad no es otra que anticipar posibles errores, reducir riesgos o mejorar la planificación.

Sin duda, una mejora desde el punto de vista operativo. “Minimiza los errores y mejora la toma de decisiones al disponer de una herramienta prácticamente adaptada a la realidad”, señalan desde la compañía.

Y añaden: “Aporta la capacidad de comprensión del entorno y de experimentar la conducción en infraestructuras lineales durante la fase de diseño, haciendo que la planificación sea mucho más efectiva. Asimismo, facilita la adaptabilidad del entorno en cuanto a planes de contingencia y de seguridad y salud”. El fin es anticipar posibles situaciones para mejorar la seguridad de los usuarios.

Mayor competitividad

La revolución digital es una oportunidad para mejorar la eficiencia en costes, la experiencia del cliente, y la diferenciación respecto a los competidores. Otro ejemplo relacionado con Ferrovial es la puesta en marcha de una de las primeras redes inalámbricas privadas 5G SA (Standalone o completa) en el túnel de Silvertown, en Londres, junto a Nokia y Telent.

Utiliza la nube de automatización de Nokia (Nokia Digital Automation Cloud), y el espectro compartido de Ofcom. La red se ampliará a la otra orilla del Támesis, aplicando un enfoque de tecnología Open RAN con equipos de diferentes proveedores, que se dirigirán a través de una plataforma de Neutroon.

Con este hito tecnológico, Ferrovial podrá diseñar futuros proyectos de construcción combinando el Internet de las cosas, la realidad aumentada, la inteligencia artificial y la robótica. A la par, crear nuevos modelos y oportunidades de negocio, y coordinar el trabajo de las empresas de infraestructuras vinculadas a las redes 5G.

“La digitalización del sector también supondrá una gran oportunidad a la hora de reducir el impacto ambiental de los proyectos, ayudando al cumplimiento de los objetivos de emisiones en todo el mundo”, señala el informe de Oliver Wyman ‘Digitalización en el sector de la construcción: la revolución en marcha’.

Con anterioridad, Ferrovial llevó a cabo una prueba de concepto con el objetivo de probar la tecnología blockchain. Una herramienta que permitirá a la compañía reducir hasta un 15% el volumen de reclamaciones.

También usa la metodología Building Information Modellig (BIM) en los procesos y procedimientos constructivos. La ha aplicado, por ejemplo, en varios proyectos como el acceso ferroviario a la terminal del Aeropuerto de El Prat, o el proyecto de construcción de los soterramientos de la estación de Murcia-El Carmen, Barriomar y Nonduermas en el AVE Madrid-Murcia.

En el caso del big data, Ferrovial lo usa para modernizar las condiciones de seguridad, o en la manera en que se construye una obra. El fin es hacer construcciones más baratas, y reducir los plazos de entrega.