José Ignacio Goirigolzarri, presidente de Bankia, cree que la polémica suscitada en torno a la derogación (total o parcial) de la reforma laboral introduce "incertidumbre" en un momento crítico para la economía española. 

Noticias relacionadas

Para el máximo responsable de Bankia lo importante ahora es "poner en valor la reforma laboral y mejorarla en el ámbito del Diálogo Social". Recuerda para ello que, gracias a ese mecanismo, se han podido generar 3,5 millones de empleos desde 2013 y que también sirvió para crear los ERTE (a los que ahora se han acogido casi 4 millones de personas). 

Goirigolzarri, que ha pasado por Espejo Público, cree que lo importante ahora es "dejar trabajar a los agentes sociales" y que no haya injerencias externas para evitar que haya dudas sobre lo que puede ocurrir con un elemento tan sensible como este. 

Ayudas a sectores

Reclama también que se apueste por "preservar el tejido empresarial", ya que es la única manera de "salir más rápido" de la crisis. Ahora bien, recuerda que todavía queda mucho camino por recorrer y que ahora hay que empezar a pensar "en soluciones para sectores concretos" que no lo van a tener fácil a medio plazo. 

Lo que sí tiene claro Goirigolzarri es que la recuperación económica "no va a ser una V abrupta" y que, por tanto, "vamos a necesitar tiempo" para lograr salir adelante y recuperar los niveles de PIB previos a la crisis provocada por el coronavirus. 

Una vez más, ha vuelto a defender las ayudas recibidas por Bankia, y recuerda que se rescató a los depositantes de la entidad tras inyectar 24.000 millones de euros. La otra opción, insiste, era dejar caer la entidad y que el Fondo de Garantía de Depósitos fuera quien se hiciera cargo, lo que hubiera costado 60.000 millones.