La Sociedad de Gestión de Activos Procedentes de la Reestructuración Bancaria (Sareb) ha cerrado con Deutsche Bank la adquisición de una cartera con un importe nominal de 375 millones de euros, denominada ‘Inés’. Esta transacción es la operación institucional de mayor tamaño realizada en 2017.

Noticias relacionadas

Los préstamos están garantizados por inmuebles situados, principalmente, en la Comunidad de Madrid, Cataluña, Andalucía y Aragón. En la mayor parte de los casos se trata de activos residenciales terminados, aunque incluye puntualmente algún colateral terciario y oficinas en desarrollo.

La operación se ha cerrado tras un proceso competitivo que ha permitido maximizar el valor de los activos. Además, se ha realizado cumpliendo los requisitos más exigentes en materia de transparencia y competencia.

“Esta transacción es consistente con la estrategia de desinversión de Sareb y continúa dando muestras de la sostenida confianza en el mercado español y de nuestra determinación para ejercer con responsabilidad la misión que tenemos encomendada”, ha señalado Alfredo Guitart, director general de Negocio de Sareb.

Sareb ha estado asesorado en esta operación por el despacho de abogados Garrigues y por Irea como asesor financiero.