Tecnológicas

Mantener el equilibrio tecnológico mientras camina hacia el 'edge': el juego de Dell con las 'telco' como aliadas

Durante el Dell Technologies Summit, la multinacional apela a abordar el 'edge computing' con soluciones para "dar valor" a las redes de las 'telco'.

13 octubre, 2021 17:41

Noticias relacionadas

Encontrar el equilibrio entre lo establecido y lo disruptivo no siempre es sencillo, máxime para los proveedores tecnológicos a los que se les exige estar a la vanguardia de la técnica sin despreocuparse de su 'core' de productos y servicios. Es el caso de Dell, que en su Technologies Summit, está haciendo gala de ese complejo ejercicio de equilibrismo.

De hecho, más allá de los anuncios concretos, la principal reflexión que trae esta cita -la segunda del calendario de esta multinacional- atañe al camino que Dell está emprendiendo para modernizar sus principales negocios (PC, servidores y redes o almacenamiento -heredado de EMC-) al mismo tiempo que construye nuevas áreas como el 'edge computing', los servicios 'multicloud', la gestión de datos, la inteligencia artificial o la ciberseguridad.

En el primero de esos retos, Dell está apostando por una transición hacia un portfolio completamente como servicio. APEX, que así se llama su propuesta de infraestructura tecnológica como servicio (ITaaS, por sus siglas en inglés), se refuerza para ello con nuevas funcionalidades 'cloud' junto a la nube de VMware (compañía hermana de Dell, de la que se separará formalmente el próximo noviembre) y más servicios de consultoría para facilitar el paso de sus clientes.

El 'edge' y el papel de las 'telco'

Quizás más apasionante sea ver como Dell trata de asentarse en nuevas arenas de innovación como el 'edge computing'. Y lo hace apostando por su principal fortaleza, que no es tanto contar con la tecnología más rompedora, sino ser capaces de llevarla a todas las capas donde debe ser desplegada.

"Hay tres caminos para llegar al 'edge': directamente a través de proveedores tecnológicos como nosotros, desde los actores de nube pública o a través de los operadores de telecomunicaciones aprovechando el despegue de 5G. Muchos clientes, por ejemplo en el sector de 'retail', van a usar varios o todos estos caminos. Y nosotros podemos ofrecer soluciones en los tres niveles", explicó Aaron Chaisson, vicepresidente de soluciones para Telecomunicaciones y Edge en Dell, durante una sesión con prensa internacional.

La mención a las 'telco' no es baladí: estas compañías están no sólo en pleno despliegue de redes 5G, sino que también buscan reinventar el papel propio de las redes para que tengan valor más allá de la 'commodity' que hoy por hoy son.

Coincide Chaisson al respecto: "No sólo buscamos modernizar las redes, sino convertirnos en socios de los operadores para crear servicios de valor sobre ellas". Ahí es donde la desagregación entre hardware y software (a través de las arquitecturas Open RAN) se vuelve fundamental; un área en el que Dell tiene bastante experiencia a raíz de la virtualización comandada por VMware.

Recordemos que Vodafone ya está construyendo su primera red Open RAN y TIM está desarrollando un ecosistema muy amplio en torno a este concepto. "La idea es poder pasar del núcleo de los operadores al edge y a RAN", añade el directivo de Dell.

VMware sigue siendo Dell

En cuanto a anuncios concretos, el Dell Technologies Summit trae consigo diferentes anuncios en la arena del 'edge computing': desde un gateway específico para garantizar la conectividad hasta nuevos nodos de VxRail diseñados para una gran concentración de dispositivos en el extremo. Lo mismo ocurre con una nueva versión de su plataforma de streaming de datos y, también con el nuevo orquestador de Dell a nivel de 'bare metal'.

Aquí es donde, de nuevo, se ve como VMware sigue siendo parte central de la estrategia de Dell pese a su inminente separación. Este orquestador, que promete una reducción del 57% en los costes operativos al operar diferentes redes virtuales en geografías dispersas, solo funciona por el momento con VMware. Eso sí, en el futuro está prevista la incorporación de Red Hat, su principal competidor.