Isabel Díaz Ayuso seguiría siendo presidenta de la Comunidad de Madrid si se celebrasen hoy nuevas elecciones, aunque para ello necesitaría los apoyos de Vox y Ciudadanos. Así se desprende de la encuesta realizada por Sociométrica para EL ESPAÑOL.

Noticias relacionadas

El barómetro que analiza el panorama político actual demuestra que el 26,8% de los madrileños quiere que la actual presidenta repita en el cargo. De este modo, el Partido Popular se convertiría en la primera fuerza política, seguida muy de cerca por el PSOE de Ángel Gabilondo (25,9%).

Una ventaja que, aunque mínima, demuestra el apoyo de los ciudadanos de la región a Ayuso en medio de su particular batalla política contra el Gobierno de España. Una pugna que se ha vuelto descarnada después de que el ministro de Sanidad, Salvador Illa, impusiera el estado de alarma en la Comunidad de Madrid.

Ante un resultado tan apretado, la llave de la gobernabilidad estaría en manos de Ignacio Aguado (Cs), que habría de decidir si el futuro gobierno de la Comunidad de Madrid es de centro-derecha o de izquierdas.

.

La decisión de Aguado actualmente parecería lejos de estar decantada. Y es que el vicepresidente del actual Ejecutivo lleva tiempo escuchando cantos de sirena de la izquierda. El líder de la oposición en la Asamblea de Madrid, el socialista Ángel Gabilondo, ha tanteado al dirigente liberal con la opción de plantear una moción de censura.

Éste se ha dedicado a eludir la cuestión arguyendo que "no es momento de partidismos ni de juegos de sillas". Esa respuesta esquiva, junto a sus críticas desde dentro a algunas decisiones de Ayuso, hacen recelar a los populares de las intenciones de Aguado, que ayer pedía "un parón en Madrid de hasta 21 días" -contra el discurso de sus socios de gobierno-.

Por otro lado, la moción de censura que la izquierda plantea con insistencia viene a confirmar que la ofensiva que sufre la presidenta va más allá de su gestión de la pandemia del coronavirus. No obstante, esa ofensiva está teniendo un efecto bumerán que impulsa a la presidenta de la Comunidad de Madrid.

Apoyo a Ayuso

La ventaja que la encuesta de Sociométrica realizada para EL ESPAÑOL da a Isabel Díaz Ayuso resulta paradigmática en medio de la intensa batalla política librada entre el Gobierno de España y la Comunidad de Madrid a cuenta de la epidemia del coronavirus.

El fragor de ésta no sólo no ha desgastado a Ayuso, sino que la ha encumbrado hasta lograr que el Partido Popular vuelva a ser el partido más votado de la Comunidad. Algo que no sucedía desde las elecciones autonómicas de 2015, cuando la candidata popular era Cristina Cifuentes.

En total, el centro-derecha saldría reforzado y sumaría el 53,9% de los apoyos. Una cifra que se materializaría en 72 diputados frente a los 60 que sumaría la izquierda (46,1%) -cuatro menos que en las elecciones autonómicas de 2019-.

Así las cosas, Vox crecería exponencialmente y sumaría 20 diputados, ocho más que hace año y medio. De este modo, el partido de derecha dura pasaría a contar con una fuerza parlamentaria cercana a la que hoy en día atesora el partido liberal. 

Por otro lado, la izquierda se resentiría. Tanto el PSOE como Más Madrid perderían dos escaños en la Asamblea, mientras que Unidas Podemos se mantendría, pero con una fuerza mínima que se materializaría en 7 diputados.

Transferencia de voto

¿Cómo se explica que Díaz Ayuso haya sorpassado al PSOE como primera fuerza en la Comunidad de Madrid? La matriz de transferencia de voto indica que hay una fuga de votantes liberales hacia el Partido Popular, así como una desmovilización de la izquierda.

En primer lugar, el 20,3% de quienes se decantaron en 2019 por Ciudadanos votarían actualmente a Isabel Díaz Ayuso. Además, el 8,3% se iría a Más Madrid, el 6,8% a Vox y sólo un 6% al PSOE. Ningún votante liberal recaería en Podemos.

Ciudadanos también sería el partido que más votantes perdería hacia la abstención (16,7%). En definitiva, sólo el 42,1% de quienes votaron a Ignacio Aguado en los últimos comicios le volverían a votar hoy. Una auténtica sangría.

.

Otro de los factores que impulsarían al centro-derecha es la desmovilización del voto de izquierdas. Nada más y nada menos que el 15,2% del electorado de Más Madrid se abstendría ante unas nuevas elecciones. Esta cifra es del 12,5% entre los afines al PSOE y del 10,5% de los simpatizantes de Podemos.

Por último, en términos de lealtad, los votantes de Vox son los más fieles a su partido. Y es que el 88,5% de quienes votaron a la candidata Rocío Monasterio en mayo de 2019, volverían a hacerlo hoy.

Los populares son los más fieles por detrás de los de Vox, partido al que irían a parar un 10,5% de quienes hicieron presidenta con sus votos a Díaz Ayuso. Y es que tan sólo Rocío Monasterio robaría apoyos considerables a la presidenta de la Comunidad de Madrid, que apenas acusaría un trasvase a Ciudadanos (3,9%).

Ficha técnica

Se han completado 2.103 encuestas en toda España, de las cuales 1.310 en la Comunidad de Madrid, a través del panel online propio de SocioMétrica (n=6.900), gestionado a través de la plataforma Gandia Integra (c), entre el 15 y el 17 de octubre. La submuestra resultante se pondera para el censo total nacional por sexo, edad, tamaño municipal, hábitat rural/urbano, y situación laboral, y reponderando por recuerdo de voto en las elecciones del 10-N. Al tratarse de muestreo no probabilístico no hay error muestral, sino convergencia por interacción para el total nacional, que es del 97% según algoritmo implementado en Barbwin de Tesi (c). Sociométrica es socio de Insights + Analytics España, rama empresas, asociación de Data Science que integra a Aneimo y Aedemo.