La ministra de Educación y Formación Profesional y portavoz del Gobierno, Isabel Celaá, comparecía este viernes como de costumbre en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros. Lo hacía en solitario, pero la suya no es la única voz que ha resonado en la sala. 

Noticias relacionadas

Tras la exposición inicial, con las principales medidas adoptadas por el Ejecutivo en funciones -en ausencia del presidente, Pedro Sánchez, que se encuentra en el G-20 en Japón-, un periodista ha preguntado por las declaraciones de la ministra de Hacienda, María Jesús Montero, advirtiendo a Unidas Podemos de que no habrá una segunda oportunidad en caso de investidura fallida en julio. Cuando Celaá se disponía a responder, ha irrumpido una voz muy familiar.

"Vamos a ser determinantes para que en este país haya un gobierno", ha pronunciado ni más ni menos que Pablo Iglesias. Sin duda se trataba de una grabación de uno de los teléfonos móviles, ordenadores o tabletas de los informadores que ha saltado cuando no correspondía. La anécdota ha hecho reír a todos los presentes, también a Celaá, que ha zanjado el inesperado momento de distensión dirigiéndose al periodista con un "no sé si te das por respondido". 

Ya en el tono serio habitual, la ministra ha respondido: "No nos ponemos en ese escenario, que ahora se dice 'pantalla', en una investidura fallida. Vamos, por dios, a julio. Vamos a trabajar por este país, a reunir a las fuerzas necesarias. Si se ponen de acuerdo en los países europeos, cómo no nos vamos a poner nosotros".

Algunas preguntas más tarde, otra periodista ha calificado el 'cameo' de Iglesias como una "psicofonía".