La organización Sare ha convocado movilizaciones para este lunes en Zarautz, Arrasate y Abadiño en protesta por los tres detenidos como posibles responsables de un antiguo zulo de explosivos de ETA, que fue descubierto de manera fortuita por un ciudadano en junio de 2019 en Atauri (Álava), y en el que se almacenaban distintos tipos de explosivos, temporizadores, cordón detonante y detonadores. El zulo, por el que han arrestado a Ekhine Eizagirre, Kepa Arkauz e Imanol Jaio, habría estado activo entre 2008 y 2010.

En un comunicado, la red ciudadana ha denunciado que el motivo de la detención es "un hecho ligado al pasado, que sólo tiene como objetivo crear sufrimiento y vengarse", y ha apuntado que Eizagirre y Arkauz han cumplido ya la condena impuesta por pertenencia a ETA en cárceles francesas, y Jaio regresó Abadiño en 2017 tras siete años huido.

Por ello, ha calificado de "inaceptables" las detenciones, y ha explicado que no es tiempo "de seguir llenando las cárceles bajo acusaciones obsoletas y rebuscadas". "Es un paso atrás en el camino de la paz. Esta decisión refleja el comportamiento de una justicia anclada en el pasado", ha señalado.

Tras asegurar que seguirán trabajando "hasta que se lleve a cabo el proceso de vuelta a casa de las presos y exiliadas vascos", ha llamado a participar en las movilizaciones que ha organizado para este lunes en Zarautz, Arrasate y Abadiño a las 19.30 horas. Además, no descarta que se convoquen más movilizaciones.

Colaboración francesa

La Guardia Civil ha detenido a estas tres personas en la mañana de este lunes. La detención en febrero de 2010 del responsable del complejo donde se ha encontrado el zulo, Ibai Beobide, propició la huida de sus integrantes, dos de los cuales fueron detenidos en Francia posteriormente y condenados por asociación de malhechores.

Las investigaciones realizadas, dirigidas por el Juzgado Central de Instrucción número 2 y coordinadas por la Fiscalía de la Audiencia Nacional, han permitido identificar al grupo responsable de la estructura logística anteriormente mencionada y a sus integrantes.

Los tres individuos han sido detenidos en la mañana de este lunes en las localidades de San Sebastián e Irún, en la provincia de Guipúzcoa, así como en Vitoria, en la provincia de Álava. En estas detenciones, como en otras ocasiones anteriores, la Guardia Civil ha contado con la colaboración de la DGSI francesa.

Ante el juez

A los detenidos se les imputa un presunto delito de depósito de armas y explosivos. Uno de ellos además ha sido detenido por pertenencia a organización terrorista, al no haber sido investigado anteriormente de este delito.

En las próximas horas los detenidos serán puestos a disposición de la autoridad judicial en la Audiencia Nacional, según ha informado la Guardia Civil, que recuerda que la existencia de depósitos de armas y explosivos escondidos por los miembros de ETA y sin control supone un elemento de riesgo para aquellas personas que puedan encontrarse con ellos.

Por ello, el Instituto Armado ha realizado un llamamiento a los ciudadanos que puedan descubrir su localización, principalmente en el ámbito rural, para que no los manipulen y lo pongan inmediatamente en conocimiento de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad. Las investigaciones sobre este zulo continúan abiertas.