La directora de Salud Pública y Medioambiente de la OMS, María Neira, cree que España va a poder evitar el confinamiento masivo porque, aunque reconoce que existe "un segundo momento de crisis", esta decisión tendría que estar justificada por una situación epidemiológica "muy alarmante".

Noticias relacionadas

Pese al aumento de los contagios por toda España, la directora señala en una entrevista con Efe que ahora no se dan esas circunstancias alarmantes dado que en muchos territorios se están identificado a tiempo los nuevos casos."Cuando se ve como está Canarias, como están las Baleares, Asturias, Galicia... hay muchos lugares en el país donde la situación se ha podido controlar", sostiene Neira.

A este respecto, explica que lo importante es tratar de evitar un confinamiento como el vivido en marzo "por las consecuencias económicas y en la salud mental" de las personas.

"Hoy pensamos que no sería necesario y que lo importante es intentar evitarlo al máximo por las consecuencias económicas y en la salud mental, y porque dejan de prestarse servicios básicos de salud. Hay que ser muy estratégicos y tácticos en cuanto a la aplicación de esas medidas", apunta, pero añade que si algún día es necesario hacerlo habrá que dar ese paso.

Neira cree que a cambio "se pueden buscar otras soluciones diseñadas a medida en función de cuál es la situación epidemiológica y lo más adaptadas posibles a la situación local"."Se pueden aplicar estas medidas casi quirúrgicas, de bisturí, en vez de tener que hacer una cirugía de amputación", añade.

Asimismo destaca la capacidad de detección precoz de España mediante la realización de más test lo que permite tener "mejor información sobre la situación real", aunque reconoce que aún hay mucha información que falta por conocer y se pregunta por qué hay diferencias tan notables entre las regiones del país. "¿Por qué el País Vasco tiene un problema difícil y Asturias no, cuando comparten una situación geográfica parecida?".

"Estamos en la primera oleada"

La directora tampoco considera que se esté viviendo una segunda ola de la pandemia sino "una reaparición y un repunte de casos en algunos lugares específicos", ya que "no es de nuevo una transmisión comunitaria sostenida y generalizada". 

"La consejera de salud del País Vasco decía el otro día que para ella estamos ante una segunda oleada. Yo creo que para ellos es una segunda situación de crisis y de urgencia, y en cuanto a la situación epidemiológica yo creo que como el virus nunca se fue estamos probablemente en esa primera oleada, que nunca desapareció, y el virus, después de levantar las medidas de confinamiento, encontró la oportunidad de transmitirse", añade.

Finalmente, respecto al aumento de contagios entre las generaciones más jóvenes Neira señala que "hay que hablarles en el lenguaje con el que se comunican, en las redes sociales que ellos usan porque es la forma de llegar a ellos". En ese sentido, los anima a disfrutar del verano pero explica que "tienen que adoptar medidas, hacer una valoración del riesgo y evitar los lugares cerrados sobre todo".