Jupol, el brazo sindical de la Policía Nacional nacido del movimiento Jusapol, declara el conflicto colectivo permanente tras analizar el informe sobre equiparación salarial realizado por una auditora externa. De este modo, bloquea cualquier decisión que se pueda adoptar en el Consejo de la Policía, órgano en el que obtuvo mayoría absoluta -8 de 14 representantes- en las últimas elecciones del cuerpo.

Noticias relacionadas

"Nos faltan al respeto", afirma José María García, secretario general del sindicato, en una rueda de prensa en la que ha anunciado la decisión de Jupol. "Nos han citado en septiembre para hablar de los informes y lo único que quieren es ganar tiempo". El planteamiento del conflicto colectivo está en proceso de redacción y se presentará en fechas próximas al Consejo de la Policía.

"Vamos a declarar el conflicto colectivo permanente -añade Pablo Pérez, secretario de comunicación de Jupol-. Según el informe, sólo son necesarios 807 millones para la equiparación y nosotros entendemos que son 1.500. Llamamos al resto de sindicatos a que se sumen al conflicto que vamos a plantear".

La polémica está marcada por el informe elaborado por la consultora Ernst & Young sobre la equiparación salarial. El Ministerio de Interior -entonces dirigido por Juan Ignacio Zoido- firmó un acuerdo con la mayoría de los sindicatos y asociaciones de la Policía Nacional y de la Guardia Civil en el que se comprometía a desembolsar 807 millones de euros para que el sueldo de los agentes se igualase al de los Mossos d'Esquadra.

El compromiso incorporaba la elaboración de un informe de una consultora externa que determinase si esos 807 millones eran una cantidad suficiente, o si había que desembolsar una cantidad mayor para alcanzar la equiparación real. El movimiento Jusapol [Justicia Policial] nació en este contexto, rechazando de plano el acuerdo firmado con la mayoría de sindicatos y asociaciones.

Este lunes, la secretaria de Estado de Seguridad entregó a los representantes sindicales y asociativos los informes elaborados por la consultora en materia de equiparación salarial. Como adelantó EL ESPAÑOL, en el segundo documento desaparece una conclusión que sí aparece en el primero.

Jupol considera que el informe de Ernst & Young es "la gota que colma el vaso" en una relación tensa con el Ministerio de Interior, ahora bajo la tutela de Fernando Grande-Marlaska. Y al considerar que los acuerdos no suponen una "equiparación real", declaran el conflicto colectivo permanente.

Con esta decisión, Jupol bloquea cualquier decisión que puedan adoptar los sindicatos en el Consejo de Policía, órgano que sirve de mediación en conflictos colectivos.