La polémica una vez más está servida. Esta vez se ha dado en el encuentro de La Liga entre el Barcelona y el Celta. Sergi Roberto agarró a Aspas cerca del área de Ter Stegen, lo que hizo que el árbitro le mostrase la roja directamente por ser último defensa que cortaba una ocasión clara de gol. A lo que el culé ha respondido irónicamente con aplausos.

Noticias relacionadas

Expulsan a un jugador del Barça en Liga casi dos años después

Muy cerca estuvo Aspas de marcar gol de falta, pero el esférico se fue arriba por muy poco. Esta roja directa, esta expulsión, es la primera que sufre un jugador del Barça a lo largo de la presente temporada. Pero no solo eso, sino que es el primer futbolista blaugrana expulsado en La Liga en el último año y nueve meses de competición.