La Juventus se clasificó para los cuartos de final de la Champions League después de vencer este miércoles al Tottenham por 1-2. El conjunto italiano tuvo que remontar el tanto de Son en el minuto 40. El coreano remató un pase desde la derecha de Eriksen para abrir el marcador y llevar el delirio a la grada de Wembley. Al equipo bianconero le tocaba remontar ya que con ese resultado estaba eliminado. Pero no lo iba a tener nada fácil ya que el conjunto inglés estaba controlando el partido a la perfección.

Noticias relacionadas

Pero los cambios de Allegri en la segunda parte surtieron efecto. Tanto que nada más entrar al terreno de juego, Lichsteiner participó en la jugada del empate. El suizo la puso desde la banda derecha, Khedira la tocó con la cabeza y Higuaín empató el partido. El argentino tumbaba de esta manera el gafe que le persigue, el que no aparece en los partidos importantes. Solo tres minutos después Dybala certificaba la remontada al aprovechar una gran asistencia del 'Pipa'. El equipo inglés se lanzó a por el gol que forzase la prórroga, pero no lo logró y la Juventus estará en el bombo de cuartos de final junto al Real Madrid