El Real Madrid se puso por delante en el marcador, en el minuto 25, gracias a un espléndido cabezazo de Casemiro a centro de Toni Kroos. El equipo blanco pudo poner tierra de por medio en el luminoso justo antes de que el partido se fuese al descanso. Marcelo batió a Bono, pero el tanto quedó anulado por fuera de juego.

Noticias relacionadas

El jugador brasileño recibió un buen pase filtrado de Kroos y finalizó de una forma perfecta, pero el gol fue bien anulado debido a la posición adelantada en la que se encontraba el lateral del Real Madrid. El gol no fue anulado antes debido a que, el linier debe esperar un poco para levantar la bandera debido a la posibilidad de gol, que puede ser rectificado por el VAR.

Esta misma situación se dio al principio del partido, cuando Stuani, en claro fuera de juego, llegó a rematar a puerta, parando Courtois el balón con la cara. Esto fue el motivo de la queja de Varane, que pidió al árbitro invalidar la jugada con anterioridad debido a la claridad del fuera de juego, que no dejaba ninguna duda al central madridista.

Marcelo roba el balón a Porro EFE

Con Solari juega el que más se esfuerza

Con este gol, Marcelo podía desquitarse de las críticas recibidas durante las últimas semanas. El lateral brasileño ha sido cuestionado por su estado de forma y ha perdido minutos en el once, siendo Reguilón el elegido para los partidos más importantes del Real Madrid. Sin embargo, este partido con el equipo 'B', puede ser un golpe sobre la mesa de Marcelo, ganándose así la confianza de Solari.

Tras la crisis de lesiones vivida por el Real Madrid, y con Solari pudiendo contar con casi todos los jugadores del primer equipo, todos los futbolistas deben esforzarse al máximo para contar con minutos, siendo prueba de ello las titularidades de Sergio Reguilón y Vinicius Júnior, quienes con su esfuerzo se han ganado sus minutos con el primer equipo y el cariño de la afición.

[Más información en: Reguilón, descartado: Vinicius y Bale, fuera del once ante el Girona]